Acerca de Patek Philippe


Patek Philippe: Elegancia a perpetuidad

EN PORTADA

English Français
abril 2021


Patek Philippe: Elegancia a perpetuidad

¿Cómo hicieron los innovadores relojeros de Patek Philippe para crear un nuevo movimiento de cuerda automática que permite que su último modelo de calendario perpetuo muestre el día, la fecha y el mes en línea en una sola apertura?

D

iseñar un reloj de calendario perpetuo es uno de los ideales más elevados de la relojería. Esto se debe a que, como su nombre indica, el objetivo es dar forma mecánica al gran reloj celeste que gobierna imperturbable la marcha del tiempo. ¿Qué mejor logro podría haber para un relojero que crear un mecanismo que pueda medir y mostrar con precisión infalible, y sin intervención externa, la hora del día y las semanas, meses y años por medio de un conjunto mecánico de trenes de engranajes? ¿No creía el filósofo Francés Voltaire, como deísta, que Dios mismo era el “Gran Relojero”?

Hoy en día, la mayoría de nosotros vivimos de acuerdo con las divisiones del año establecidas por el calendario Gregoriano. Fue introducido por el Papa Gregorio XIII en 1582 para imitar más de cerca el reloj solar. Se dijo que las naciones protestantes reacias a seguir la innovación del Papa “no estaban de acuerdo con el Sol”, eligiendo seguir el calendario Juliano preexistente, que, hasta ese momento, había acumulado aproximadamente 11 días de retraso (aproximadamente un día por siglo) en comparación al reloj solar.

Entonces, en 1582, cuando el calendario Gregoriano entró en vigencia para las naciones que eligieron adoptarlo, el 4 de Octubre fue seguido inmediatamente por el 15 de Octubre para corregir el retraso. Desde entonces, nuestro calendario Gregoriano se ha acercado más a la precisión solar, pero para seguir siendo exacto, todavía hay años bisiestos para hacer malabarismos, con un día agregado a Febrero cada cuatro años, pero eliminado al final del siglo (excepto una vez cada cuatrocientos años). Esto ciertamente le da al relojero algo en lo que meterse, transformando los cálculos astronómicos en un juego de fuerzas mecánicas.

El arte del reloj de calendario perpetuo, dominado por primera vez a finales del siglo XVIII, es algo en lo que Patek Philippe se ha destacado durante mucho tiempo. Numerosos relojes de bolsillo hechos por la Manufactura son prueba elocuente. La compañía fue incluso la orgullosa madre del primer reloj de pulsera con calendario perpetuo del mundo, que se fabricó en 1925.

Engañosamente simple, diabólicamente complejo

La claridad y legibilidad del tiempo del calendario perpetuo y las indicaciones del calendario son cualidades esenciales. Y estos elementos a menudo se combinan con fases lunares para completar la imagen. A lo largo de los años, Patek Philippe ha presentado toda una gama de esferas: con esferas auxiliares manuales (modelos dotados del calibre 240 Q); o una doble apertura para el día y el mes, con una esfera subsidiaria para una aguja de fecha emparejada con una apertura de fase lunar (modelos con el calibre 324 S Q); o una vez más, con la fecha mostrada por una manecilla retrógrada y el día y el mes por las aberturas (esto se aplica a los modelos equipados con el calibre 324 S QR).

También existe otra forma de visualización, pero solo en un puñado de relojes de bolsillo. Hasta ahora, nunca se había utilizado como reloj de pulsera. Este tipo de esfera presenta una apertura lineal única para el día, la fecha y el mes, colocada a las doce en punto. Un ejemplo particular - la Ref. 725/4, un reloj de bolsillo de 1972 que se conserva en el Museo Patek Philippe de Ginebra - llamó la atención de los ingenieros del fabricante e inspiró el nuevo Calendario Perpetuo Ref. 5236.

La información del calendario en la esfera de la pieza de museo está dispuesta en línea a las doce en punto sobre una apertura de fase lunar enmarcada por una escala de segundos subsidiaria. Este diseño en línea expresa tanto geométrica como gráficamente la esencia de un fino calendario perpetuo desde el punto de vista de la relojería, mostrando información precisa, ordenada y completa que es clara de un vistazo. Pero, como descubrirían los ingenieros, acomodar una esfera de calendario de este tipo en un reloj de pulsera plantea muchos desafíos técnicos.

Cuatro discos

Como se dijo anteriormente, la legibilidad es el grial de esta pequeña máquina cosmológica, el calendario perpetuo. Para lograr una claridad óptima a pesar del espacio mínimo en términos de diámetro y grosor disponible en un reloj de pulsera, los ingenieros desarrollaron un sistema innovador de cuatro discos separados, uno para el mes y el día y dos para la fecha (uno para las decenas y otro para las unidades). El objetivo era hacer que los números y otras indicaciones fueran lo más grandes posible mientras se maximizaba la fiabilidad a largo plazo del sistema de acuerdo con las estipulaciones del Sello Patek Philippe.

Para limitar el grosor total del calibre, el mecanismo de calendario perpetuo se integró como un módulo separado montado en una platina especialmente diseñada. Con sus cuatro discos, este dispositivo solo requería 118 componentes más que un sistema clásico de visualización de calendario perpetuo. Y para asegurarse de que toda la información apareciera en el mismo plano sin superposición, los ingenieros y relojeros de Patek Philippe desarrollaron un sistema de visualización compuesto por dos diminutos rodamientos de bolas dobles con bolas coplanares, para el cual han presentado una solicitud de patente.

Se presentaron dos solicitudes adicionales para el mecanismo del calendario perpetuo. Una se refiere a un dispositivo para ejecutar el cambio de fecha del trigésimo primero al primero. Ese dispositivo permite que la unidad (el número 1) permanezca en su lugar durante la transición del treinta y uno del mes al primero del mes siguiente por medio de una estrella de fecha ingeniosamente diseñada, dos de cuyos 31 dientes han sido extraídos. La otra patente se refiere a un mecanismo amortiguador que refuerza la seguridad de la visualización de la fecha y la perfecta sincronización entre sus dos discos. Evita cualquier salto accidental en caso de choque o durante una corrección.

Estas están lejos de ser consideraciones menores, ya que si las unidades se salieran de sintonía con las decenas, la única solución sería devolver el reloj a sus fabricantes. Ejecutadas usando una pantalla de arrastre en lugar de un salto instantáneo, estas indicaciones de calendario (día, fecha y mes en ese orden) se complementan con dos pequeñas aberturas redondas, una para el ciclo de año bisiesto (colocada a las cuatro en punto) y la otra para un indicador de día/noche (a las ocho en punto). Ambas son muy útiles a la hora de ajustar el calendario, lo que se hace fácilmente utilizando los tres correctores colocados en el lateral de la caja. Un cuarto corrector se relaciona con las fases lunares, que se muestran con extrema precisión en una apertura en el centro de la esfera secundaria de los segundos a las seis en punto.

Optimización energética

Este módulo de calendario funciona con el nuevo calibre 31-260 PS QL (QL para calendario perpetuo en línea), basado en el calibre anterior (31-260 REG QA) lanzado en 2011 en el Annual Calendar Regulator Ref. 5235. El minirrotor empotrado del nuevo movimiento automático contribuye a su esbelta delicadeza. Pero para que este movimiento pudiera impulsar un calendario perpetuo, que por naturaleza consume mucha energía, el diseño tenía que incorporar varias de las innovaciones técnicas más recientes de Patek Philippe. Los ingenieros aumentaron el par del barrilete en un 20 por ciento y aumentaron la potencia de carga del mini-rotor haciendo que el rotor fuera de platino, que tiene una masa mayor que el oro de 22 quilates utilizado anteriormente. Otro factor que contribuyó a esta optimización energética fue el uso de cojinetes de rubí en los trenes de engranajes que impulsan los discos del calendario.

Además, junto con un muelle del volante Spiromax® hecho de Silinvar®, el nuevo calibre 31-260 PS QL está equipado con una rueda de reducción que reduce el desgaste al desconectar el mecanismo de cuerda automática cuando el modo de cuerda manual está activo, una innovación que fue patentado por Patek Philippe en 2019.

Finalmente, este espléndido movimiento también adquirió un nuevo aspecto, con dos puentes distintivos para el escape y el segundero de barrido. Si bien este diseño complica la vida del relojero, ofrece a los entusiastas de los relojes una vista ininterrumpida de la arquitectura y sus componentes lujosamente acabados, que son visibles a través del fondo protector de cristal de zafiro.

Para un calendario perpetuo, solo la belleza atemporal servirá

Para un calendario perpetuo, solo la belleza atemporal servirá. Ese principio se irradia desde la esfera y la caja de la nueva Ref. 5236P. Un bisel achaflanado y pulido enmarca la esfera lacada en azul. Y, como es habitual para distinguir los relojes de pulsera de platino de Patek Philippe, la media caja presenta un diamante engastado a las seis en punto. Las tres pantallas del calendario perpetuo en línea, en azul sobre fondo blanco, se destacan a la perfección, mientras que la gran vía de tren de la escala de minutos y la escala de segundos subsidiaria a las seis en punto (enmarcando la esfera ultraprecisa de la fase lunar) dan un toque técnico apropiado, acentuado por agujas y marcadores horarios en forma de bastón en oro blanco.

La arquitectura aerodinámica, una esfera ordenada y una caja de platino discreta de 41,3 mm con proporciones perfectamente equilibradas complementan un reloj que está destinado a medir el tiempo del calendario sin perturbaciones durante años, décadas y siglos. Este es verdaderamente un reloj equipado para la perpetuidad.