70. archivos


Las caras de nuestro 80 aniversario

English 中文
abril 2007


La industria de la relojería es, por encima de todo, una amplísima comunidad de hombres y mujeres que trabajan, día a día, en imaginar, elaborar, producir, decorar, distribuir y vender relojes. Europa Star, que este año celebra su 80 aniversario, ha decidido rendir un homenaje simbólico a todos estos participantes del mundo del reloj, ya sean directores generales o sencillos artesanos, creadores o vendedores. A lo largo de este año descubriremos 80 caras entre las decenas de millares que componen esta comunidad.

Las caras de nuestro 80 aniversario Denis Asch - Relojero / detallista

Denis Asch, nacido en Paris, quiso desde sus años jóvenes ser un empresario independiente en el mundo de la relojería. Después de estudiar relojería en la Ecole d´horlogerie et de microtechnique de Porrentruy trabajó para una compañía de relojes en La Chaux-de-Fonds montando movimientos, después, en 1995 ingresó en Rolex para montar y regular los movimientos de esta marca. Dos años más tarde fue recomendado por Rolex al detallista Kirk Freeport de las Islas Cayman para desempeñar el cargo de relojero. Después de un par de años, Denis decidió regresar a Suiza y a Rolex donde permaneció hasta que tomó la arriesgada decisión de instalarse por su cuenta con su propia boutique especializada: L´Heure Asch. Tardó tres meses en transformar un local de la parte antigua de Ginebra y otros cinco meses en convencer a Vincent Calabrese, Vianney Halter, Antoine Preziuso, ChronoSwiss y Eberhard que les permitiera representarlos en su especial boutique. Hoy, Denis ha añadido a su listado de marcas a Richard Mille, Hautlence, ChronoArte, Moser y Vulcain, pero como explica tranquilamente: “Tardé tres años en crear mi reputación con la boutique, y durante este tiempo tuve que convencer a cada marca que me interesaba que me permitieran representarla. A mí me interesaban ellos porque creía en sus relojes y tenía confianza en mis elecciones. Ahora” concluye con un orgullo discreto, “ellos me buscan a mí.” (DML).

Las caras de nuestro 80 aniversario Anne Biéler – Directora de Comunicaciones de Fondation de la Haute Horlogerie

Encabezar el departamento de comunicaciones de la FHH es solo uno de los papeles que desempeña Anne Biéler. Esta mujer carismática y multi-talentosa, conocida por su sensibilidad y refinamiento, parece especialmente fuera de lugar en un mundo donde imperan la charlatanería y los discursos de marketing estrictamente planificados. Sin ninguna duda, su libertad, que es extraordinaria, encuentra sus orígenes en la envergadura de su cultura y sus intereses, que se extienden mucho más allá del mundo de la relojería. Es imposible citar en este corto espacio, todas las responsabilidades que ha cubierto durante su carrera, que empezó en 1984 con la creación de una agencia para la promoción de artistas de teatro y danza. Sin embargo, deberíamos mencionar algunos de sus periplos: la creación de un centro cultural en Portugal; la dirección artística de varios festivales; la presidencia de un forum de redes culturales del Consejo Europeo; la Dirección de Comunicaciones de Pargiani Fleurier; seguido de la misma posición en Girard-Perregaux; y también numerosos encargos que llevó a cabo por ejemplo, entre otros, en la fundación de la familia Sandoz, en la comisión Europea, UNESCO, y las ciudades de Turín y Ginebra. Anne Biéler es un ejemplo destacado de que el humanismo y la cultura funcionan bien dentro del sistema de las comunicaciones y el marketing, con la condición, claro está, de que este último entienda como alcanzar un alto nivel, lo que no es siempre tan evidente. (PM)

Las caras de nuestro 80 aniversario Dr. Ludwig Oechslin – Director – Museo Internacional del Reloj

El Dr. Ludwig Oechslin es un hombre del renacimiento muy dificil de encontrar en el mundo del reloj, con un gran número de intereses además de la relojería. Después de haberse licenciado en Estudios Clásicos (arqueología, historia antigua, griego y latín) Historia, Historia del Arte y Filosofía por la Universidad de Basilea en 1976, Oeschlin continuó estudiando para sacarse un doctorado en Filosofía, Historia de la Ciencia (Física Teórica) y Astronomía por la Universidad de Berna. Después, empezó su formación en relojería, recibiendo su diploma de Maestro Relojero en 1993. Ahora, Oeschlin es el Director y Conservador del Museo Internacional del Reloj de La Chaux-de- Fonds, y también parte integrante del equipo de diseño de los relojes Ulysse Nardin (que incluye Kopernikus, Kepler, Ludwig, GMT y más) así como un experto relojero muy reconocido. Nacido el 10 de febrero de 1952 en Gabice Mare, Italia, Oeschlin ha efectuado una gran cantidad de investigación en la historia de la relojería y ha publicado varios libros en ésta y otras materias. (KWS)

Las caras de nuestro 80 aniversario Isabelle Daucourt – arte en la piel

Isabelle Daucourt es una trabajadora del taller que Hermès acaba de establecer en Bienne, donde ella confecciona brazaletes de cuero. Con un guiño, esta joven mujer nos explica que su oficio es “extraordinario, increíblemente enriquecedor”. Al observar como trabaja, empiezas a entender su contagioso entusiasmo y, a partir de ese momento, nunca volverás a ver un brazalete de piel de la misma manera. Lejos de la banal operación mecánica, la creación de un brazalete es un proceso complejo, al menos en este taller. Cada pieza requiere más de una hora de trabajo que incluye una serie de pasos muy diferentes: cortar, coser, lijar, planchar, amartillar, pulir, ensartar etc. Cada movimiento es meticuloso, preciso. Es la habilidad del artesano la que se demuestra en cada una de estas nobles creaciones. Daucourt aprendió su oficio en 2004 en la Escuela Boudard, creada por uno de los mejores artesanos de Francia, más tarde lo perfeccionó en Hermès. El poder trabajar en esta venerable marca francesa fue una oportunidad maravillosa para Isabelle. “Es lo mejor”, dice ella. Hace ocho o nueve brazaletes al día, cada uno diferente, cada uno único, y, cuando se va a casa por la noche, ¿qué hace esta joven? Bien, cada noche y los fines de semana, ella confecciona bolsos y ropas para sus amigos y para ella. ¡Esto es pasión! (PM)

Las caras de nuestro 80 aniversario Jérôme Lambert – Director General de Jaeger-LeCoultre

Cuando en 2001, Jérôme Lambert tomó el mando de Jaeger-LeCoultre “la manufactura más brillante” de Suiza, su nombramiento creó unos ciertos celos en el sector. Mucha gente esperaba con impaciencia un tropezón de este joven ejecutivo que a la edad de 33 años se encontró a la cabeza de la venerable “gran dama” de la relojería. Esta empresa fue anteriormente resucitada por el carismático y muy añorado Günther Blümlein, y más tarde dirigida durante más de catorce años por Henry-John Belmont, quien se identificó totalmente con la empresa. El nuevo trabajo no era ningún regalo. Ciertamente Lambert ya poseía un buen conocimiento de los misterios de la marca, al haberse unido a la compañía diez años antes, primero como Controller Financiero y más tarde como Director Financiero y de Operaciones. Sin embargo, el barco de Jaeger-LeCoultre con sus más de 40 oficios y 900 empleados, es uno de los mastodontes de la industria relojera, y el nuevo capitán les parecía a muchos demasiado joven. Seis años más tarde, no obstante, se ha demostrado que el grupo Richemont, que fue quien le designó a él para este cargo, tenía buenos instintos. Jérôme Lambert fue capaz de llevar nuevos colores – en términos reales y figurativos- a los productos de la empresa que eran considerados algo “protestantes”. Sin alejarse, sin embargo, de los fundamentos de la marca, Lambert triunfó al evitar el peligroso error de una estrategia basada en un solo producto, al revitalizar e impulsar enérgicamente la segunda línea de la colección Masters. Lambert fue capaz de reforzar el icono de la marca, el Reverso, profundizando en los archivos de la marca y haciéndolo más masculino en el Reverso Squadra. También, sin titubear a pesar de la gran controversia creada, lanzó una línea de tourbillons “cronométricos”, que se vendían a precios “democráticos” lo que envió olas de ira a los “lords” del sector. Hoy, está preparando lanzar una línea de relojes en el sector de Haute Horlogerie. En resumen, Lambert no ha cumplido todavía 40 años, y todo el mundo se pregunta dónde va a parar este joven. (PM)

Las caras de nuestro 80 aniversario Vincent Calabrese – Maestro relojero

Pintoresco, abierto y provocador por voluntad propia, Vincent Calabrese es el anarquista dentro del mundo relojero, el agitador. Tan filósofo y poeta como relojero, este co-fundador de la Academia de Creadores Relojeros Independientes, nunca cesa de criticar las ideas aceptadas por la mayoría. Ferozmente independiente, su tipo de relojería, reflejada notablemente en su Spatiales (ganador de la Medalla de Oro del Salón de Inventores de Ginebra en 1977), es como no hay otro, absolutamente inconformista. Después de aprender relojería en las calles de Nápoles, su ciudad natal, nada hacía predisponer que este joven entrara en las filas del mundo relojero. Pero fue un pionero que creó el famoso flying tourbillon en 1985, pero luego no dudó en proponer un divertido reloj de cuarzo de horas saltantes, el Commedia, en el cual se muestran las horas en forma de cuadros entre dos cortinas. Todas sus creaciones van equipadas con mecanismos realizados enteramente por él mismo, y también diseña las cajas, sin ayuda exterior. Reconocido por los coleccionistas de todo el mundo, lanzó su propia marca, más “comercial” bajo el nombre de NHC en 2004. (PM)

Las caras de nuestro 80 aniversario Michel Huber – Diseñador independiente

Hay tantos diseñadores como modelos que ellos crean. Algunos son vistosos, buscando atraer la máxima atención, mientras otros trabajan más modesta y pacientemente para crear objetos cotidianos de la manera más armoniosa posible. Michel Huber pertenece a esta segunda categoría. Como ejemplo de ello, mientras todo el mundo se fijaba en la caja y la esfera, las caras visibles del reloj, Huber declaró que “le entusiasma trabajar con la pulsera, esta cosa tan compleja.” El no duda en afirmar que siente “una placer especial al hacer relojes que son sutiles en la justa medida”o “para grandes cantidades se muy bien como hacerlos”. Nacido en Berna en 1950, Huber asistió a la Escuela de Artes Aplicadas en La Chaux-de-Fonds, donde obtuvo su certificado CFC de joyero. Hoy, trabaja en Ginebra donde ha creado un taller especializado en el diseño industrial. Huber diseñó para Ventura un reloj austero y muy “llevable”, de líneas clásicas y sin embargo alegre, un reloj que resume con gran precisión su enfoque del diseño: el Square, y que desde su creación en 1991 no ha sufrido ningún cambio. En un tiempo cuando todo el mundo proclama en voz alta sus propios talentos sobre el diseño, puede que tú mismo lleves un Michel Huber sin ni siquiera saberlo. Quizás esta es el punto fuerte de este diseñador: pasar a un segundo plano por detrás de su creación. (PM)

Las caras de nuestro 80 aniversario Stéphane Linder - Director de Producto

Stéphane Linder, Product Director y miembro del Comité Ejecutivo de TAG Heuer, lleva literalmente el pulso del líder mundial en el campo de los relojes deportivos. Nacido en Couvet, cerca de Neuchâtel y después de obtener su diploma en micro tecnología en la Ecole Polytechnique de Lausanne, Stéphane empezó su vida profesional como consultor de ingeniería trabajando en proyectos que iban desde una refinería de petróleo a una planta productora de botellas de plástico. Se unió a TAG Heuer en 1994 como Director de Proyectos y fue avanzando por varios departamentos: desarrollo de producción, marketing, dirección de proyectos y el lanzamiento de la línea de gafas de TAG Heuer. Cuando en 2003 se reorganizó la empresa, Stéphane fue nombrado Product Director, trabajo desde donde supervisa a 32 personas, y que requiere su total implicación en cada fase del proyecto de la creación de un nuevo reloj, desde el concepto inicial del prototipo, la realización y el desarrollo del movimiento, la siempre importante fase de control de calidad hasta la producción final de los relojes. Una cara familiar y amistosa con su inconfundible brillante calva, Stéphane Linder es un regalo del cielo a los periodistas de relojería, puesto que no sólo tiene la paciencia de Job, sino también la habilidad de explicar los conceptos técnicos o detalles más intrigantes de una manera inequívoca y comprensible. (DML)

Las caras de nuestro 80 aniversario Dr. Henry Tay - Detallista, hombre de negocios y benefactor

The Hour Glass empezó su vida como una boutique en 1979 y se ha convertido en una red regional de veintitrés boutiques en Australia, Hong Kong, Japón, Malasia,Tailandia y más recientemente Indonesia. La Hour Glass ha recibido varios premios por su excelencia de marca y sistema de promoción de sus empleados, además apoya activamente la Fundación de la Alta Relojería (FHH) y la Academia Relojera de los Creadores Independientes (AHCI). El éxito de la compañía se debe a la combinación de su hospitalidad, su atención, su conocimiento en profundidad de los relojes, una colección de marcas de relojes muy completa y los talentos innatos del Dr. Henry Tay. Durante la época en que se abrió la especial primera boutique The Hour Glass, Henry Tay era un médico en ejercicio y también socio de Lee Chay & Co, uno de los primeros detallistas de relojes de lujo de Singapur. A medida que pasaba el tiempo y crecía la empresa, Dr. Henry Tay pasó del cargo de Director Ejecutivo en 1979 a Presidente Ejecutivo en 1987. Como si su compromiso original no fuera suficiente, Dr. Tay es también Director y Presidente independiente de una de las mayores agencias de corredores de bolsa de Asia, y directivo de varias empresas privadas en campos de la inmobiliaria, producción y espectáculo. En su tiempo libre, el Dr. Henry Tay es un activo recaudador de fondos para varias organizaciones benéficas. Igual que The Hour Glass, el doctor también ha recibido muchos galardones por su sentido en los negocios y su incansable trabajo para la comunidad. (DML)