100. articulos


Tiempo a medida

English Pусский 中文
agosto 2011



No contentos con ediciones limitadas o piezas únicas, un número creciente de coleccionistas están poniendo en marcha sus propios relojes, ¿pero esto es una tendencia. O una bendición o maldición para la industria relojera?

La tendencia a la exclusividad

No importa lo que uno coleccione: relojes, coches, pinturas, primeras ediciones o canicas - los objetos más deseados, serán aquellos que son los más raros y exclusivos. En un mundo que parece estar creciendo focalizado en lo más exótico y exclusivo, hay una cierta satisfacción en saber que sólo uno, o siete, o incluso 99 personas en todo el mundo se están moviendo para poseer y ponerse exactamente ese reloj.

Delaneau en sus colecciones de relojes para mujer, ha reconocido esta tendencia y ha creado una colección de«pares» con una serie limitada de dos relojes. Existe incluso la posibilidad de conectarse con la persona que compra el segundo reloj, creando un vínculo entre dos mujeres y sus gustos similares.

El concepto de edición limitada se ha convertido en un éxito enorme y es raro no encontrar hoy en día una empres que no ofrezca algunas de sus colecciones en una serie limitada. Como esta pasión por la singularidad se ha convertido en prolífica en la industria relojera, una de las marcas de relojes que pocos han visto, ha aprovechado la oportunidad de ser aún más exclusiva con un reloj único, con lo que la probabilidad de cruzarse con alguien que lleve el mismo reloj se reduce a cero.

Jean Dunand, es una de esas marcas que con su USP ha creado relojes 1.1 que combinan el estado-de-arte de los mecanismos con una variedad de artesanías inspiradas en el Art Deco tales como el esmalte, el lacado, el guilloché, el grabado, el engastado de piedras preciosas y más.

Tiempo a medida

ATAME COLIBRI de DeLaneau, TOURBILLON ORBITAL DANCING KOI de Jean Dunand

La pieza a medida

Para algunos aficionados que tienen extensas colecciones, o amantes de los relojes que tienen un reloj de ensueño en mente, lo último en exclusividad es una pieza hecha a medida. Los trajes a medida no son algo nuevo en la relojería, siempre que ha habido coleccionistas de relojes, ha habido relojes a medida. Encargos famosos incluyen el reloj de bolsillo Breguet encargado para la Reina María Antonieta en 1783 por un admirador oficial de la Guardia de la Reina, y más recientemente la Graves Complication, que fue encargada por Henry Graves Jr. en 1930 alcanzo la sorprendente cifra de 11 millones de US$ en una subasta en1999. Con los modernos métodos de producción actual, una pieza a medida no necesariamente necesita una hipoteca para ser financiada por cualquiera, y un creciente número de coleccionistas están por dar el paso. Aunque se debe tener cuidado ya que la producción de un reloj de ensueño puede estar lleno de peligros, tanto para el cliente como para el relojero.

Un negocio arriesgado

Uno de los problemas de la fabricación de un reloj personalizados que el resultado final puede no coincidir con lo que el cliente tenía en mente. «Imagine que un cliente pide un dragón que sostiene un globo», explica Peter Speake-Marin, «hay tropecientas maneras de llegar a un resultado posible. Hasta el momento, ninguno de mis clientes se ha decepcionado con el resultado, pero las posibilidades de decepción siempre están ahí», comparte. Con dibujos y renders por ordenador, estos riesgos se pueden reducir, pero nunca se pueden eliminar totalmente.

Otro problema que puede ocurrir es que lo que parece ser un proyecto sencillo al comienzo pueda llegar a ser mucho más complicado en la práctica. Christophe Claret comparte una de sus experiencias: "Tuvimos una solicitud de un DualTow con números SuperLumiNova en la correa, que aceptamos sin recargo. Sin embargo, la realización de esta pieza se convirtió en un verdadero desafío ya que SuperLumiNova se rompe con facilidad y no es compatible con una correa flexible. Nos llevó cerca de un año desarrollar una SuperLumiNova elástica que pudieran aplicarse a los números en la correa. Además,debíamos encontrar una solución para endurecer la correa para poder grabar en ella. Terminamos congelándola«, detalla.»Los pedidos especiales pueden parecer simples al principio, pero pueden llegar a ser muy complicados de producir en la realidad", advierte.

Otros motivo de preocupación que es importante mencionar es que el relojero debe pensar cuidadosamente acerca de los proyectos que él o ella acepta, asegurándose de que estén en línea con la filosofía de la marca. La creación de un reloj que va en contra de los valores de la marca puede ser perjudicial para la misma y dar como resultado una mala experiencia para la marca y para el cliente.

Tiempo a medida

MAKIE WILD HORSES de Speake-Marin, DUALTOW Christophe Claret

La paciencia es una virtud

Uno de los mayores malentendidos entre los clientes y los fabricantes es el tiempo que casi siempre toman las cosas. En el negocio de la fabricación del tiempo, la paciencia es la clave, y el cliente que quiere embarcarse en una aventura relojera tiene que estar preparado para esperar. Sin embargo, como sucede con muchas otras cosas, el viaje puede a menudo ser tan divertido como llegar al destino, y muchas empresas dan la bienvenida a sus clientes a medida en su mundo, comunicando periódicamente sobre los avances de la obra e invitando a los clientes a la toma de decisiones, resultando de todo ello una experiencia mayor que la simple compra de un reloj.

No se trata de dinero

La creación de relojes a medida no siempre es un negocio rentable y la mayoría de las marcas no hacen publicidad de esta parte de su negocio, incluso si estas aceptan el reto aquí y allá. «Los pedidos especiales son, de forma evidente, técnicamente interesantes, pero por lo general, no lo son económicamente», señala Claret, «Crean un recargo importante cuya devolución no podemos reclamar de nuestros socios al por menor, es por ello que tratamos de evitarlos en lo posible. Sin embargo, cuando es necesario, hay que asumir el reto de manera positiva», añade.

Hay ventajas, sin embargo, como la exposición que estos pedidos especiales que llevan a una marca a poder aumentar la visibilidad de su savoir-faire. Me gustan estas colaboraciones, aunque en su mayor parte, el trabajo que implica la obra en cuestión es desproporcionado en relación con el retorno«, dice Speake-Marin:»Existe una gran diversidad en mi trabajo, gracias a estas mini colaboraciones que han dado quizás lugar a una presencia mucho mayor que la real", admite.

El punto de vista del minorista

El trabajo de los comerciantes es mantener siempre a sus clientes felices y si un cliente quiere pedir algo único, entonces el vendedor debe hacer siempre todo lo posible para ayudar al cliente. «Yo nunca trataría de hacer desistir a mis clientes de algo que les apasione. Si hay algo que quieren, siempre voy a tratar de hacerlo por ellos», dice Greg Simonian, Presidente de Westime, que cuenta con tres tiendas en el sur de California. «Un cliente tenía en mente y acaba de pedir un DeBethune DB25l con una esfera de acero flameado en azul y estrellas de oro por toda la esfera. Para su versión, las estrellas de oro se disponen en un patrón que refleja con exactitud la forma del cielo nocturno tal como se veía en el día y la hora de su nacimiento.»

Tiempo a medida

DB25l de De Bethune, QUAI DE L’ÎLE COLLECTION de Vacheron Constantin

El punto de vista del distribuidor

La creación de exclusividad para los minoristas individuales también puede ser una buena receta para el éxito. «Como distribuidor, sé que mis clientes minoristas están satisfechos con ediciones limitadas creadas en exclusiva para sus tiendas», explica John Simonian, Presidente de Richard Mille en el continente Americano.

«Sus clientes viajan por el mundo, y se pueden comprar un reloj que no sea limitado en las boutiques de los cinco continentes. Sin embargo, una edición limitada llevará al cliente a su puerta. Estamos en condiciones de garantizar negocio para nuestros clientes, y esto no tiene absolutamente ningún precio. Durante la última crisis económica, esta política nos salvó la distribución y el negocio», dice. En cuanto a piezas únicas, «Cuando un cliente tiene una idea en la mente para un pedido por encargo, absolutamente vamos a trabajar para realizarlo. Vamos a crear una pieza única siempre que podamos», concluye.

¿Adonde ir?

Para el cliente interesado en una pieza a medida, no siempre es evidente por dónde empezar a buscar. Un minorista sería el primer puerto de escala o un cliente potencial podría acercarse a alguno de los relojeros independientes directamente, como Peter Speake-Marin, Roger Smith, Thomas Prescher, Andreas Strehler, The McGonigle Brothers, Bremont, Jean Dunand, Hautlence, etc, que tienen estructuras pequeñas y flexibilidad suficiente para crear relojes individualizados. La mayoría de las marcas más grandes también están dispuestas a discutir la creación de un reloj a medida para un cliente en base al estudio caso por caso.

Niveles de personalización

La adquisición de un reloj personalizado, sin embargo, no tiene por qué implicar una inversión de seis dígitos. La mayoría de las marcas son felices dando cabida a pequeños cambios - un grabado, una correa de color diferente, el pulido o cepillado de una caja, otra variedad de agujas - por una tarifa adicional y un poco de paciencia por parte del cliente.

La personalización se ha convertido en una parte integral del negocio del automóvil con la elección de motores, pintura, características del interior, etc, y ahora está empezando a ocurrir en la industria relojera también. El Grupo Richemont está liderando la la tendencia con la colección Quai L’Ile de Vacheron Constantin en la que el cliente puede construir su modelo con el uso de dispositivos de pantalla táctil en las tiendas de la marca que permiten la configuración de alguna de las 700 posibles creaciones diferentes.

Jaeger-LeCoultre acaba de lanzar su servicio on-line para la personalización de un Reverso (http://personalisation.jaeger-lecoultre.com) que permite a los futuros clientes para agregar de manera “virtual”, una inicial , un número, una divisa, un número de la suerte, un mapa, una imagenn o retrato (mediante la subida de fotografías al sitio) en la parte posterior de la caja giratoria del Reverso y contemplar cómo se vería o- line antes de comprar. Las opciones decorativas de configuración incluyen el grabado, engastado de piedras preciosas y el esmaltes para hacer que cada pieza sea tan única como la persona que lo lleva.

Este tipo de sistemas de personalización pueden reducir los costes de los pedidos especiales de forma espectacular gracias a la eficiencia de sistemas automatizados que reducen el tiempo de ir y venir entre el cliente, el vendedor y el fabricante.

Tiempo a medida

REVERSO de Jaeger-LeCoultre, Jaeger-LeCoultre personalización

Exclusividad

Una cosa que sí está clara es que la exclusividad de las ventas hacen que las empresas vayan más allá para ofrecer servicios adicionales a sus clientes. «Si usted tuviera la opción, ¿adquiriría una pieza que tienen 5.000 o 10.000 personas, o pagaría un poco más por algo único?», Pregunta Speake-Marin. Una buena pregunta en realidad.

Para los minoristas, estar listo para las solicitudes a medida podría ser una manera ideal de crear una relación muy especial con un cliente al estudiar juntos las opciones. Comience por hablar con las marcas que usted lleva para saber qué tipo de personalización es posible y razonable. Al igual que esta estará en condiciones de hablar con conocimiento de causa a sus clientes y esperamos que los acompañarán en la gran aventura de diseñar su propio reloj.

Vacheron Constantin – Sueños de Relojería

Históricamente, muchos de los relojes más complejos y complicados de Vacheron Constantin han sido los frutos de pedidos realizados por los clientes finales. Es algo que la marca se ha hecho siempre y que sigue ofreciendo. Con el fin de servir mejor a estos clientes especiales, el fabricante Suizo de relojes ha creado un departamento especial llamado el Atelier Cabinotiers, que ofrece un servicio único en la Haute Horlogerie contemporánea mediante el cual los clientes pueden reunirse y hablar directamente con los relojeros.

«Tenemos varios»niveles «de relojes hechos a medida. Algunos clientes nos piden una versión especial de un modelo existente, o con oro de otro color, u otro tipo de personalización. También, tenemos clientes que están pidiendo una creación única, que incluiría un movimiento existente”, explica Christian Selmoni, Jefe de Desarrollo de Productos de Vacheron Constantin.»Y, por último, tenemos clientes para los que «sólo el cielo es el límite», y que están dispuestos a esperar varios años para ver el resultado final de sus sueños!"

Con 40 proyectos en diferentes etapas de desarrollo y producción, el tiempo a medida es, obviamente, un nicho en crecimiento.

Tiempo a medida

PHILOSOPHIA de Vacheron Constantin

Fuente: Europa StarMagacine Agosto - Septiembre del 2011