articulos



Sandoz, La técnica mueve el talento (y viceversa)

febrero 2009


Por Carles Sapena

Desde 1870 Sandoz es todo un referente entre las manufacturas Suizas, introductores de las maquinarias Americanas en la relojería Suiza, pioneros en la universalización del reloj de pulsera, fabricantes también de relojes para automóviles y exitosos movimientos extraplanos, es hoy en día un paradigma de la história y evolución de la industria relojera

Sandoz, La técnica mueve el talento (y viceversa) El Caractere

Pero para entender esta aventura y tomando como punto de referencia, esta fecha decisiva tenemos que viajar al pasado y después avanzar hasta nuestros días para entender en toda su dimensión la importancia de esta saga relojera, y sus múltiples aportaciones. Los Sandoz pertenecian a una de las familias más antiguas del cantón de Neuchâtel. El primer antepasado del que tenemos noticia,es Johannes Sandoz, nacido en Le Locle en 1530. Pero la primera referencia a la familia Sandoz asociada al arte de la relojería data de 1697 en las montañas suizas de Neuchâtel, cuando David Sandoz crea el reloj de la iglesia de La- Chaux-de-Fonds. Posteriormente, Abram-Louis Sandoz se dedica a la relojería desde 1748 al sentirse atraído por la dinámica de una actividad económica en alza ya en la zona desde 1730 y que se empieza a convertir en el “modus vivendi” de muchas familias. Desde entonces, los mecanismos, los resortes o las esferas de los relojes fabricados en las montañas de Neuchâtel llevan el patronímico Sandoz, que se une indisolublemente a la expansión de la industria local. En 1751, Jacques Sandoz firma el llamado “Oignon”, un reloj de bolsillo con caja de latón y esfera de plata de 54 mm de diámetro ornamentado con la Flor de Lys, que se expone hoy día en el Musee International D’horlogerie de La-Chaux-de-Fonds, Suiza. Hacia 1800 Gustave Sandoz ya dirige un conocido y prestigioso establecimiento en París, en el Palacio Real cuyo origen relata A.Bachelin: “Todo París ha desfilado ante el reloj de cristal de roca (ejes, engranajes y piñones tallados a mano en cristal de roca) largo tiempo expuesto en el Palais Royal, por cortesía de C.A.Sandoz (1800-1880), originario de Neuchâtel”:A partir de1855 los maestros relojeros Sandoz se especializaron en la creación de relojes extraplanos y cronómetros. La tradición familiar se fue trasmitiendo de generación en generación. Pero la aventura moderna de Sandoz da comienzo en 1870 cuando Henri Sandoz, que desde joven había aprendido el oficio de relojero, creó junto con Jules E. Sandoz la primera factoría de relojes de la familia, punta de lanza de la modernidad al introducir la maquinaria americana en la relojería suiza. Ami Sandoz & Hijos, de La Chaux-de-Fonds, consiguen en 1878 en París, reconocimiento internacional al obtener una medalla de plata en la Exposición Internacional. Resaltan entre sus aportaciones,los puentes recortados de los mecanismos producidos al estilo China, mientras que sus cronómetros de bolsillo provistos de escape por expansión del pilotaje, demuestran una auténtica calidad en sus relojes. Posteriormente, en 1896, Henri- Frederic Sandoz diseña un cronógrafo contador. Patenta bajo su propio nombre en estas fechas cinco mecanismos diferentes relacionadas con los reguladores de velocidad para relojes de repetición y freno de cinta, adaptados para los mecanismos de relojería o las cajas de música. Ese mismo año se patenta la puesta al día de un regulador de alarma para relojes de repetición, “sistema H.Sandoz-Sandoz”. Con la primera guerra mundial se empieza a poner de moda el reloj de pulsera. Louis Sandoz fue uno de los pioneros en la producción mundial en este tipo de relojes, siendo proveedor del contingente británico durante la Primera Guerra Mundial. Tras la gran guerra, la factoría de Henri Sandoz , cambia su nombre por el de Henri Sandoz & Fils cuando se incorpora a la sociedad Hermann Sandoz, hijo del fundador de la sociedad, que además de reputado relojero, es un hábil empresario y comerciante contribuyendo con el paso de los años, al brillante desarrollo empresarial de la firma.

Sandoz, La técnica mueve el talento (y viceversa) Maestros relojeros de Sandoz

En 1930, Los hijos de Louis Sandoz registran la patente de un mecanismo de cuerda con reserva de marcha para 8 días; su producción se diversifica también en el campo de los relojes destinados a los equipamientos para automóviles. Henri Sandoz & Fils desarrolla los relojes de pulsera y medias varillas de horas saltantes. La extraordinaria fiabilidad de las maquinarias Sandoz fue recompensada en 1938 con dos premios del observatorio de Neuchâtel y un año más tarde, el stand de Sandoz en la exposición nacional celebrada en Zürich, obtiene el primer premio y consiguió un gran éxito de público. Ya en la década de los años 50, Sandoz continúa especializándose con la producción de relojes extraplanos como el famoso Sandoz 333 y el extraordinario calibre HSF 56, que supuso una auténtica innovación. Todas las ventajas de este nuevo reloj Sandoz 333 de carga automática extraplano sirven para realzar la ya excepcional calidad del calibre HSF 56, la precisión técnica que impresiona todavía hoy en día. Este nuevo sistema elimina completamente la vibración lateral y facilita que la tolerancia entre la tapa trasera y el movimiento, esté dispuesta como en un reloj de cuerda.

Sandoz, La técnica mueve el talento (y viceversa) Promoción del Sandoz SZ 333

1965 es el año de la creación de unos nuevos talleres en el moderno edificio Richemont en La- Chaux-de-Fonds donde la empresa emplea ya a más de trescientas personas bajo el nombre de H.Sandoz et Co. Al siguiente año, nace el sistema de producción organizada para la producción del reloj Sandoz 65, reloj automático hermético con calendario. En la década de los setenta Sandoz inicia su proceso de expansión internacional que alcanza Oriente Medio, India y Pakistán. En estas fechas, la producción anual de la factoría asciende a 1 millón de piezas, y como reza en el anuncio de la época “Cada año Sandoz trae la satisfacción a 1.000.000 de personas.”

Sandoz, La técnica mueve el talento (y viceversa) Anuncio de Sandoz 1.000.000 de piezas vendidas

Grupo Murneco adquiere los derechos mundiales de la marca Sandoz en el año 2000, aportando a la marca valores de prestigio, espiritualidad y excelencia. Con la Starlight Collection, presentada en el 2007 Sandoz demuestra una vez más ese talento innato que unido a sus orígenes suizos y a esta larga tradición relojera, hace que la firma triunfe como líder de su segmento, y nace así también el nuevo espíritu renovado de la marca: “Nada es casualidad. Sandoz. La técnica mueve el talento”. Fiel a su tradición proteica, Sandoz irrumpe en el mercado este año, con la colección Caractère, digno sucesor de los cronógrafos de la familia y una colección para mujer, actual y dinámica,pero con gusto por la calidad más clásica, con modelos exclusivos engastados con madre perla o brillantes