100. articulos



ARTES & OFICIOS - ANGULAR MOMENTUM & MANU PROPRIA - la diferencia capital

English 中文
octubre 2013


Las afueras de la capital de Suiza, Berna son un lugar poco probable para encontrar a uno de los héroes olvidados del país de los métiers d’art, pero es aquí, en la mitad de la cuarta planta del icónico edificio Stufenbau, un ex-fábrica de nitrocelulosa (algodón pólvora) en Ittigen, donde Martin Pauli trabaja con esmero y en un espléndido aislamiento.

Traspasando una puerta abierta, uno se siente un millón de kilómetros de distancia de la alta seguridad, de las manufacturas industriales de Ginebra y de la Vallée de Joux. En un taller que se asemeja a un museo de trabajo, con las máquinas antiguas salpicadas aparentemente al azar, el ambiente es tan relajado que hasta el gato de un taller vecino es libre de entrar y salir cuando le plazca.

Un rápido recorrido revela máquinas para la fabricación de cajas, una estación para micro-pintura, otra de laca japonesa, una para el esmaltado y la otra, llena de herramientas, para el grabado. Es aquí donde Martin Pauli diseña, produce, e incluso fotografía sus piezas a medida.

Una pieza única pintada en miniatura con la técnica del verre églomisé de la Tiger collection de Martin Pauli.
Una pieza única pintada en miniatura con la técnica del verre églomisé de la Tiger collection de Martin Pauli.

Pero Angular Momentum comenzó de manera muy diferente. La marca nació de la idea de revolucionar el sistema tradicional de mostrar el tiempo en un reloj mediante la sustitución de la esfera fija y el movimiento de las agujas por una esfera giratoria y una sola aguja fija (de ahí el nombre de movimiento angular , que se refiere al par requerido para poner el disco en movimiento). Siendo un éxito en sí misma, esta tecnología permitió a Martin Pauli perfeccionar una forma única de pintura en miniatura. En ausencia de las agujas en movimiento, toda la esfera se puede llenar con pintura en miniatura. Sin embargo, no es en la esfera donde hace las pinturas Pauli sino en el interior del cristal de zafiro.

Esto significa, por supuesto, que la pintura tiene que hacerse a la inversa. Para ayudar al proceso, Pauli aplica un adhesivo a la parte delantera del cristal que le permite seguir los contornos del dibujo bajo el microscopio. Luego procede a aplicar los pigmentos de colores naturales, y finamente calibrados a una fina capa de agua regia, dispersándolos, ya sea con un alfiler o un cepillo de una sola cerda. Después de la cocción para eliminar el exceso de líquido, dá tres capas protectoras de barniz Urushi Japonés se ​​aplican sobre la pintura como una capa protectora. Una pequeña abertura en la pintura acabada en el cristal permite que el tiempo se lea en un disco giratorio.

ARTES & OFICIOS - ANGULAR MOMENTUM & MANU PROPRIA - la diferencia capital

Tanto si tiene una esfera con una pintura en miniatura, laca japonesa, o incluso en esmalte que brille en la oscuridad, un reloj hecho a medida por Martin Pauli viene con un movimiento de su impresionante colección «new old stock», que comprende alrededor de mil movimientos - lo suficiente como para seguir adelante durante algunos años - almacenado en un armario antiguo en el corredor de su taller. Él ha querido subrayar la calidad de estos movimientos de época: «Pueden funcionar durante 15 a 20 años antes de que necesiten servicio», dice. «Imagínense, el servicio solía ser gratuito en Zenith, pero hoy en día es un gran negocio.»

«Sailship» en verre églomisé de Martin Pauli.
«Sailship» en verre églomisé de Martin Pauli.

Un reloj hecho a medida por Martin Pauli cuesta alrededor de 50.000 francos suizos. Esta es una suma enorme, pero está bien en relación a la oferta de los principales «competidores» de Pauli (la palabra no parece apropiada en un nicho), donde la pintura por sí sola puede costar 70.000 francos y el reloj terminado se vende por varios cientos de miles de francos. La ausencia de un margen minorista, sin duda, ayuda a mantener los precios bajos, pero también tiene sus inconvenientes. «El mayor problema que tengo es que si usted ofrece relojes hechos a medida luego usted tiene que tener contacto directo con el cliente», explica. «De lo contrario, usted tiene que tener minoristas que conozcan todas las opciones disponibles.»

Para un hombre que trabaja totalmente por su cuenta, Martin Pauli ofrece una sorprendente variedad de ejemplos que muestran las numerosas habilidades raras en las que es maestro. Pero también ofrece una gama de relojes de temáticas más clásicas, más asequibles que le ayudean a «pagar la renta» y mantener su independencia. El resurgimiento de los métiers d’art sólo le puede ayudar aún más con esto. «Creo que es una buena herramienta de marketing», concluye, «porque usted tiene la oportunidad de demostrar que el producto es hecho a mano. Estoy seguro de que saldré beneficiando con su resurgimiento».

Artes & Oficios:

ARTES & OFICIOS - INTRODUCCIÓN - Estratégicos oficios artíasticos

ARTES & OFICIOS - PATEK PHILIPPE - ¿Nostalgia o premonición?

ARTES & OFICIOS - VACHERON CONSTANTIN - Familiarizada con la longevidad

ARTES & OFICIOS - BOVET y el arte del grabado

ARTES & OFICIOS - El arte del GUILLOCHAGE

ARTES & OFICIOS - PASCAL VAUCHER - Arte y método

ARTES & OFICIOS - Acero de Damasco GOS WATCHES

ARTES & OFICIOS - ROGER W. SMITH - El aprendiz de relojero

ARTES & OFICIOS - Galerías

Fuente: Europa Star Magazine Octubre - Noviembre del 2013