articulos



Nina Ricci se vuelve complicada

English
julio 2009


La nueva colección de Nina Ricci sirve a la marca para ascender un peldaño en el escalafón de la relojería. Por primera vez en su historia, la marca Nina Ricci presenta una colección de relojes estilizados provistos de complicaciones, la cumbre de los cuales es el tourbillon.

Producido en siete modelos, hay un Tourbillon, un Chronograph, versiones de tres manecillas, movimientos manuales o automáticos y versiones esqueletizadas.

Nina Ricci se vuelve complicada

El Tourbillon de cuerda manual, el más importante de la colección N026, va equipado con un movimiento de cuerda manual SG TY800 con tourbillon de 19 rubís que oscila a 21,600 vib/hora con 42 horas de reserva de marcha. Las cajas son de acero inoxidable e incorporan, sorprendentemente, cuernos asimétricos. Están disponibles en el color emblemático de Nina Ricci, el blanco níveo y en negro con diamantes. El tourbillon aparece a las 6.

Los relojes son sumergibles a 50 metros, van numerados y grabados en la tapa de la caja, y llevan cierre desplegable. Sus precios oscilan entre los 2500 y los 3500 Euros del reloj con diamantes.