galeria-de-relojes



H1 Flying Central Tourbillon de Haldimann

marzo 2016


La relojería es una tradición que se remonta siglos atrás para la familia Haldimann, a 1642, precisamente. Un mago de la mecánica y el inventor del tourbillon central volante, la produciión de Beat Haldimann nunca excede un puñado de piezas al año. El H1 Flying Central Tourbillon es una de esas raras obras. Equipado con tres barriletes, ha sido completamente diseñado, desarrollado y producido en los talleres Haldimann en Thun. La caja de platino u oro también se hace y se acaba a mano en la propia casa. La estética clásica de este reloj, junto con su sobriedad mecánica, de manera inequívoca transmite la vocación artística de la marca. Si hubiera un concurso para el más bello tourbillon central volante, pocos o ninguno podría desafiar el H1.

Fuente: Europa Star Magazine Marzo/Abril del 2016