noticias



Sirius y Bufeo Blanco triunfan en la tercera ronda del Panerai Classic Yachts Challenge en Nápoles

English Pусский
julio 2013


El debut Napolitano del Panerai Classic Yachts Challenge terminó con la victoria de Sirius y Bufeo Blanco. Esta fue la primera vez en el circuito con nueve años de historia que la marca con sede en Florencia patrocina Le Vele d’Epoca a Napoli, que está organizada por el prestigioso Reale Yacht Club Canottieri Savoia en colaboración con la Italian Navy Staff Sailing Office.

Un total de 34 embarcaciones compitieron en las cuatro carreras en buenas condiciones con vientos de alrededor de 10 a 12 nudos. La carrera había terminado el triángulo mixto y los recorridos costeros largos con pasajes hasta llegar a la Scoglio del Vervece, un pequeño islote rocoso junto a Massa Lubrense, o en las aguas frente a la Rotonda Diaz en la Napolitana Via Caracciolo, y retornando por el mismo recorrido a la bahía de Pozzuoli.

Los dos barcos ganadores en la clasificación válida para la Panerai Classic Yachts Challenge Trophy 2013 fueron el Sirius (1937) en la categoría Vintage (yates construidos antes de 1950) y el Bufeo Blanco en la categoría Clásicos (barcos botados entre 1950 y 1976). Ambos se llevaron a casa un reloj Officine Panerai como premio. Construido en los EE.UU. Y diseñado por el legendario Sparkman & Stephens, Sirius es un yate de la clase New York 32, inscrito en la década de 1930 como el barco oficial del New York Yacht Club. El Bufeo Blanco, por su parte, es un cutter de Bermudas diseñado y construido en Liguria (Italia) en 1963 por Sangermani.

Los yates clásicos navegando a través del puerto de Nápoles en la Vele d'Epoca
Los yates clásicos navegando a través del puerto de Nápoles en la Vele d’Epoca

Los otros barcos ganadores en las diferentes sub-categorías en Le Vele d’Epoca a Napoli fueron: El Manitou, un yawl de 1937 en el que el presidente JF Kennedy hizo vela en la década de 1950 y 60, en el Vintage Yacht with Seconds Per Mile (Spm) sobre 15, el Chin Blu III de 1965 en los yates clásicos con Spm menores de 15 y, por último, el Stella Polare, un yawl histórico de la marina Italiana, también construido en 1965, que se llevó el primer lugar en los yates clásico con más de 15 Spm. La victoria en la carrera larga del viernes también ganó el Stella Polare el Admiral Angelo Lattarulo Trophy, nombrado así en honor de un defensor muy activo y habitual de las regatas de vela clásicas.

El Eilean de 1936 de dos palos embajador de la marca Officine Panerai, que regateó el burgee del Reale Yacht Club Canottieri Savoia para la ocasión, no sólo terminó en segundo lugar en su clase, sinó también se llevó el premio Naval Parade, mientras que el gaff cutter de 1937Mariquita ganó el premio para el yate más largo registrado (31 metros). El Vanidad V de 1937 de la clase Internacional 12-Metre recibió el Marina Yachting Prix d’Elegance.

La tercera edición de la Coppa d’Oro Eduardo Pepe (nombrada así en honor del ex presidente del Yacht Club Canottieri Savoia) también tuvo lugar durante la Vele d’Epoca a Napoli. Reservado para Dragons, una clase de elegantes barcos de quilla de nueve metros diseñados en Noruega en 1929, y se mantuvo en una carrera separada, la competencia abarcó un total de ocho carreras con el 1963 Dragón Buriana fácilmente sosteniendo su influencia sobre el resto de la flota para tomar una muy merecida victoria en su 50 aniversario. El Burania fue seguido en la clasificación por el Tergeste (1950) y el Ausonia (1948), el primer dragón que se construyó en Italia y recientemente enviado por su restauración por Pippo Dalla Vecchia, actual presidente del Reale Yacht Club Canottieri Savoia. Después de unas ajetreadas tres rondas en Junio (Les Voiles d’Antibes, Argentario Sailing Week y Le Vele d’Epoca a Napoli), el Panerai Classic Yachts Challenge continúa en Agosto con una cita en Menorca (X Copa del Rey, España, del 27 al 31 de Agosto) en preparación para la temporada de fin de fiesta en Cannes, en la Costa Azul para decidir los ganadores oficiales del Circuito Mediterráneo de 2013.

Fuente: Panerai