160. noticias



Guerras del Smartwatch: Apple vs. Pebble

English Pусский
mayo 2015


El Apple Watch parece haberse cobrado su primera víctima en la batalla por el mercado del smartwatch, con el fabricante competidor de smartwatch Pebble luchando por mantenerse a flote.

En 2012, una empresa de nueva creación con el nombre de Pebble buscaba 100.000 $ en financiación en Kickstarter para hacer un smartwatch wereable. Al final, Pebble consiguió más de 10 $ millones de $ de financiación pública durante esa campaña para financiar su proyecto del reloj e-paper.

Desde entonces, la compañía ha crecido de manera exponencial. Se vendieron más de un millón de sus smartwatches e-paper de primera generación, y sus oficinas crecieron hasta emplear a más de 150 personas. Durante ese tiempo, la marca de relojes con sede en California también se las arregló para mantener a raya a la competencia desde el Android Wear.

Un trio de Pebble e-paper smartwatches
Un trio de Pebble e-paper smartwatches

Pero tener el Apple Watch en 2015 significa tratar con un animal completamente diferente. Y a pesar de los temores de la industria relojera Suiza de la amenaza planteada por el Apple Watch, ahora parece que Apple se ha cobrado su primera víctima real en suelo Americano.

Con ventas del Apple Watch en alza, Pebble está empezando a caer como una piedra. De hecho, Pebble acaba de terminar otra campaña de Kickstarter - que recaudó poco más de 20 $ millones - para financiar su smartwatch Time de próxima generación. Pero incluso con el apoyo del público, la compañía todavía está luchando, basado en el diagnóstico de información privilegiada.

El nuevo Pebble Time smartwatch
El nuevo Pebble Time smartwatch

Según los informes deTech Crunch , la compañía está luchando para mantener su crecimiento, encomendándose a un banco de Silicon Valley por un préstamo 5 $ millones, con una línea de crédito adicional de otros 5 $ millones.

Pero incluso con los 20 $ millones de financiamiento público y el total de los 10 $ millones de las transfusiones bancarias, la compañía sigue haciendo compras en capital de riesgo «con el fin de mantenerse a flote.» De acuerdo con la fuente, muchos de los empleados de Pebble están aparentemente descontentos con la dirección de la empresa en sus intentos de hacer frente a competidores como Apple.

De hecho, la batalla de Pebble contra Apple parece la clásica batalla de David contra Goliat. En ese caso, David fué el que ganó. Pero parece que ahora ya no estamos en tiempos Bíblicos. (VJ)