160. noticias


La marca Suiza Le Rhône a punto de superar el mercado del cronógrafo

English Pусский
junio 2015


La nueva marca de relojes Suiza Le Rhône se basa en las curvas que fluyen y en el poder agresivo de los muscle cars Americanos de época. Y es la nueva línea de relojes Road Racer la que parece a punto de abrirse paso en el atestado mercado de los cronógrafos.

Aquí en Europa Star, nos gustan las marcas jóvenes y con futuro que tratan de desafiar a los grandes actores del mundo de la relojería. En especial, nos gusta cuando tienen algo especial para compartir con todos los entusiastas de los relojes.

Recientemente, nos presentaron al nuevo relojero Suizo Le Rhône. El concepto detrás de la marca es conectar algunos de los más respetados talleres independientes en la industria relojera, cada uno de los cuales se especializa en un componente específico del reloj.

Esta alianza de un saber hacer único ha dado a la marca la oportunidad de ofrecer cronógrafos de alta gama innovadores y exclusivos para el público. Y los frutos de su colaboración se mostraron al público por primera vez en Baselworld a principios de este año.

Le Rhöne Road Racer, esfera oro y blanca
Le Rhöne Road Racer, esfera oro y blanca

Inspirados en el mundo del lujo automovilismo y los coches deportivos emblemáticos de la década de 1970, Le Rhône ha traído una colección única de cronógrafos de lujo deportivos y modernos. Los temas comunes en sus relojes se pueden encontrar en esas bellezas vntage del mundo del motor, incluyendo sus formas curvas acampanadas, asientos de cuero flexibles y diseño agresivo y poderoso.

El Chevrolet Camaro SS 1969
El Chevrolet Camaro SS 1969

Dirigiendo la marca en la que es su primera colección, la seried de relojes Road Racer, se limita adecuadamente sólo a 69 piezas. Se inspiran en el Chevrolet Camaro SS 1969. Muchos detalles del cronógrafo capturan el diseño de vanguardia de la muscle car clásico Americano, incluyendo contadores tipo salpicadero de coche en la esfera y una jaula anti-magnetismo inspirada en el volante del Camaro.

Road Racer, vista trasera mostando la «steel cage»
Road Racer, vista trasera mostando la «steel cage»

Esa jaula de acero, por cierto, integra todo el movimiento, lo que significa que los campos magnéticos procedentes de los teléfonos celulares y otros dispositivos se reducen drásticamente. Al final del día, ¡eso significa un reloj más exacto!

La parte trasera del reloj muestra - a través del cristal de zafiro - una masa oscilante personalizada y el movimiento automático Dubois-Dépraz, que a su vez tiene una rica tradición de familia en el desarrollo del módulo de cronógrafo.

Pero quizás lo que es más singular de estos relojes Road Racer es lo que esconden en su lado. Le Rhône se las arregló para encontrar un motor raro y original de un Camaro SS 1969, que se dividió en pequeños «lingotes» que se integraron en el lado izquierdo de la caja del reloj. Se descubre el número de serie del motor original, grabado como un certificado de autenticidad.

Road Racer, vista lateral con el “lingote”
Road Racer, vista lateral con el “lingote”

Los muscle cars Americanos son conocidos por sus diseños audaces, sus agresivos potentes motores V8, y el estatus de icono (también su consumo de combustible, para aquellos que ponen un ojo en el medio ambiente). Y si el diseño es una indicación de su potencial, entonces la línea Road Racer por Le Rhône está imprimada para abrirse paso en un mercado del reloj abarrotado. (VJ)