noticias



La marca Suiza Hysek es muy transparente, y eso es buen asunto

julio 2015


El altamente técnico IO Squelette Tourbillon de la manufactura simboliza la transparencia tan necesaria en el mundo de la relojería Suiza.

Suiza vende. Esa es la razón principal por la que todos los fabricantes de relojes con sede en Suiza dedican tiempo y dinero para explicar su rico patrimonio Suizo. A veces incluso me parece que cuanto más una marca promueve sus profundas raíces Suizas, lo más probable es que la marca en realidad sea propiedad ya no de un Suizo, sino un negocio operativo basado ahora en China o en otro lugar. Como escritor sobre relojes y relojería, confíe en mí, con el tiempo todo empieza a sonar igual.

Esa es una razón por la que tengo un poco de respeto por el fabricante Suizo de relojes Hysek. La manufactura Lussy sur Morges es muy directa respecto a su patrimonio. No inventa un pasado, sino que abraza su presente. La empresa, por ejemplo, admite abiertamente que realmente se convirtió en una manufacura integrada sólo en 2007.

IO Squelette Tourbillon
IO Squelette Tourbillon

Desde entonces, la marca ha estado produciendo sus propias coronas, cajas, calibres y complicaciones (cómo si eso sonase a aliteración!) Independientes de cualquier influencia externa. Esto permite que la marca sea verdaderamente libre para realizar sus diseños Suizos contemporáneos.

Una fuente de orgullo para la marca es el movimiento HW14, que impulsa su nuevo IO Squelette Tourbillon. Un auténtico calibre propio de la casa, las 164 piezas del HW14 están verdaderamente concebidas, diseñadas, desarrolladas, montadas y afinadas en lapropia casa. Al ser una marca relojera independiente, puede expresar sus conceptos de diseño hasta en los más pequeños detalles. Por ejemplo, las ruedas dentadas del HW14 cuentan con brazos esculpidos que traen a la mente las piernas de los insectos. Para algunos, estos perfiles de las ruedas pueden ser vistos como un detalle insignificante. Pero la marca afirma que para los demás, “encarnan la verdadera identidad de una manufactura creativa e independiente.”

Como el nombre del reloj podría sugerir, el IO Squelette Tourbillonn ha dejado los huesos desnudos. El nuevo reloj está esqueletizado, ¡lo que reduce su peso en un 92%!

La trasera del IO Squelette Tourbillon
La trasera del IO Squelette Tourbillon

Hay que apuntar en la cuenta de crédito a Hysek por dejar caer los gramos adicionales de su reloj. Pero quizás lo más impresionante es cómo se las arreglaron para construir la corona como parte del impresionante mecanismo de cuerda. Se conecta a la corona a las 3 en punto, mide 39 mm de diámetro y se oculta debajo del bisel. Una proeza técnica de la ingeniería, este componente del IO Squelette Tourbillon se mecanizó a sólo 3/10 de milímetro.

En cuanto a su atractivo estético, el reloj exhibe algunas de las normas de la relojería Suiza: perlados, ángulados, puentes abiertos, cuernos agregados y acabados mates y brlllantes alternativamente.

Lo que me pareció más adecuado, sin embargo, fue la decoración en patrón de rayos solares en la esfera. Es un símbolo de la naturaleza transparente de la marca, que podría no tener mucha historia, pero parece tener un futuro brillante. (VJ)