160. noticias



Hanhart, cronógrafos que darán que hablar

English
septiembre 2016


El relojero Alemán ha pasado bajo el radar durante años, pero ofrece una propuesta interesante para los amantes de los cronógrafos que no puede ser ignorada.

Hanhart, cronógrafos que darán que hablar

Hanhart es una compañía con patrimonio y continúa ofreciendo relojes de calidad a excelentes precios. Por lo que es sorprendente para mí que no hayan hecho más ruido en la industria.

Han estado con nosotros desde 1882 - como sus esferas nos recuerdan - establecida en Suiza sólo para mover la base de operaciones a través de la frontera de Schwenningen, un lugar clave de la relojería Alemana.

Hanhart, cronógrafos que darán que hablar

Se les conoce sobre todo por sus cronómetros de alta fiabilidad desde entonces, y aún son una parte muy importante del ADN de la marca. Su producción continúa en la actualidad, y tengo que admitir que incluso hacen cronómetros que se ven bien.

Pero estamos aquí para hablar de su gama de cronógrafos, que son sin duda algunos de los relojes más subestimados en el mercado hoy en día.

Soy particularmente un gran fan de su colección Racemaster, específicamente su formato de visualización «bicompax». El esquema de color de las esferas también me llamó la atención; se basa en los trabajos de pintura de los coches de carreras de los años 1960 y 1970. Una mitad de la esfera tintada de antracita proporciona un llamativo contraste con las agujas de color rojo brillante, que están rodeadas por una escala de minutos en forma de anillo, la cual está disponible en blanco, azul o naranja, según el modelo.

Hanhart, cronógrafos que darán que hablar

Para un punto de vista más clásico en sus modelos vintage, también existe la colección Primus. Incluye un modelo piloto, de carrera y de buceo que aprovecha la especialización central de la compañía: la fabricación de instrumentos de precisión para su uso en tierra, mar o aire.

Por ahora, la marca se basa en Suiza para los calibres de sus relojes. Todos los cronógrafos Hanhart están equipados con un movimiento automático Suizo ETA 7750 o ETA 7753. Y cada uno de ellos está ampliamente modificado. Por ejemplo, el diseño de la esfera bicompax típica y las complicaciones como la función del tiempo de retorno del Racemaster GTF fueron realizadas en la casa.

Hanhart, cronógrafos que darán que hablar

Dado que ETA está eliminando su suministro de movimiento a terceros, los planes consisten en retirar paulatinamente en sustituirlos por los idénticos movimientos Sellita SW 500 en los próximos años. Pero estamos esperando que consigan de un movimiento nuevo propio de la casa algún día. Después de todo, la marca produjo sus propios movimientos de cronógrafo hasta la década de 1960. Sus calibres legendarios 40, 41 y 42 hechos a partir de los años 1930 y 1940 todavía alcanzan altos precios entre los coleccionistas de hoy en día.

El tiempo dirá si sus modelos actuales resistirán el paso del tiempo en el mercado de reventa vintage. Sin embargo, aquí y ahora, es difícil argumentar en contra de un cronógrafo Hanhart.