noticias



Presentando el Grande Sonnerie de Greubel Forsey

enero 2017


El relojero de gama alta acaba de agregar la complicación de la sonnerie a su repertorio, logrando así una de las tareas más difíciles en relojería.

Presentando el Grande Sonnerie de Greubel Forsey

Completar una gran sonnerie es una tarea gigantesca en el mundo de la relojería. Muchos relojeros, de hecho, no alcanzan este pináculo en el espacio de una vida.

Así que es normal que el equipo de Greubel Forsey anuncie con gran satisfacción que después de solo once años de investigación y desarrollo, ellos pudieran completar la tarea por fin.

Presentando el Grande Sonnerie de Greubel Forsey

Más de una década y dos patentes emitidas más tarde, el resultado final se llama simplemente la Grande Sonnerie, y es un reloj impresionante por más de una razón.

Los relojeros, por ejemplo, han logrado albergar las 935 piezas que componen el complejo reloj en una caja que mide sólo 43,5 mm de diámetro y que tiene 16,13 mm de altura. Es un tamaño modesto para los estándares de hoy, pero este reloj ofrece mucho más que su reloj de 40 mm de ancho.

Presentando el Grande Sonnerie de Greubel Forsey

Primero, tiene tres modos a elegir: Grande Sonnerie (que golpea en las horas y los cuartos), Petite Sonnerie (que golpea en todas las marcas horarias) y Silence (que se explica por sí mismo). El sonido del reloj se ve reforzado por una jaula de resonancia acústica hecha de titanio, que también reduce su peso total.

El reloj se carga manualmente, pero el mecanismo de campanilleo también cuenta con un sistema de carga automática. Eso es impresionante en su propio derecho porque las complicaciones de grand sonnerie requieren mucho espacio - una razón por la que no vemos muchos relojes sonnerie automáticos por ahí. Y también es único ver el rotor de carga fuera del centro a través de la parte posterior de la caja.

Presentando el Grande Sonnerie de Greubel Forsey

Proporciona alrededor de 20 horas de reserva de marcha cuando el reloj está en el modo Grande Sonnerie, lo cual es impresionante dado lo que la complicación requiere en términos de energía almacenada. Por el contrario, el movimiento puede aparentemente entregar hasta 72 horas de reserva de potencia cronométrica.

Además de todo esto, la marca promete que el reloj tiene once mecanismos de «seguridad», que se han incorporado en el movimiento muy complejo para ayudar a protegerlo. Las reparaciones mecánicas de los relojes ya son bastante caras, y corregir cualquier error en un modelo similar traería un precio astronómico.

Presentando el Grande Sonnerie de Greubel Forsey

Esta póliza de seguro extra tiene un precio, sin embargo - cada reloj costará 1.150.000 francos suizos, y sólo se harán de 5 a 8 modelos cada año.

Pero por todo eso, parece que la Grande Sonnerie de Greubel Forsey ha sido diseñada con el uso real en mente. Junto con los mecanismos de seguridad mencionados anteriormente, este reloj también es ligero para una gran sonnerie porque los diseñadores optaron por usar el titanio.

Y eso es genial, porque desafortunadamente muchos modelos de sonnerie no tienden a ser usados demasiado tiempo - creo que la última vez que vi uno de cerca y personalmente fue durante una presentación de lanzamiento de un reloj.