time-keeper


Una introducción al Staudt Guilloche Chronograph

English
junio 2021


Una introducción al Staudt Guilloche Chronograph

El relojero Holandés Yvo Staudt visitó el taller de Jochen Benzinger para aprender todo sobre la técnica del Guilloche. El resultado es el nuevo Staudt Guilloche Chronograph, que viene en dos versiones: una versión de oro rosa limitada a 50 piezas y una versión de acero limitada a 100 piezas. Este nuevo reloj es el más prestigioso de la colección Staudt.

E

l nuevo Staudt Guilloche Chronograph viene en dos versiones: la versión de oro rosa está limitada a 50 piezas y la versión de acero a 100 piezas. Este nuevo reloj es el más prestigioso de la colección Staudt. La colección Praeludium se cimentó durante los estudios de música clásica del joven Yvo Staudt en Italia. Fue su proyecto personal hasta el momento en que la gente le pidió que compartiera su creación. Su primer reloj resultó en una colección de relojes que comparten las raíces de su aventura en Italia.

“Cuando era niño quería estudiar música clásica con mi acordeón”, explica Yvo Staudt, fundador y propietario de Staudt Twenthe Watches. “Sentía la necesidad de buscar los límites de las posibilidades de este extraordinario instrumento y de mis propias capacidades. A medida que paso a paso fui logrando alcanzar mis metas, los instrumentos que tocaba se volvían cada vez mejores; hasta el punto que adquirí mi instrumento actual, es superior a cualquier habilidad que pueda alcanzar.”

“Es como un espejo perfectamente brillante, muestra todas las imperfecciones tal como son. No hay donde esconderse. El motor rose es como mi acordeón, un espejo. No hay ningún lugar donde esconderse de las imperfecciones. Una vez que la esfera en blanco maciza de plata está lacada, no hay vuelta atrás. Depende de las habilidades del artesano. Para él, la esfera es como un Aria de Bach. Puede soñar las notas. Entonces los detalles están en el medio: entonaciones, pausas y comienzos. No existe una esfera Guilloche igual, cada dial es como un lienzo único.”

Una introducción al Staudt Guilloche Chronograph

Yvo Staudt visitó el taller de Jochen Benzinger, para aprender todo sobre la técnica Guilloche (ver el video aquí). El guilloche es un patrón geométrico que se ha utilizado para decorar madera y marfil desde el siglo XVI. El patrón originalmente simbolizaba la posición del soberano, todo giraba en torno al rey. Muchos reyes, por lo tanto, aprendieron este oficio en un motor de rosa, como se muestra aquí. Fue solo en el siglo XVIII cuando esta técnica se utilizó por primera vez en la esfera de un reloj de Abraham-Louis Breguet. Hoy en día son pocos los artesanos que dominan esta técnica especial.

El motor rose es un torno especial con la peculiaridad de que no es la fresa la que se mueve sobre la esfera, sino al revés. La esfera está fijada en laca sobre un eje con varios rosetones redondos en forma de disco con 72 muescas. El eje está tenso por un resorte grande, y las muescas en las rosetas permiten que todo el eje se deslice hacia adelante y hacia atrás cuando se gira. Una herramienta de corte tallada a mano transfiere el movimiento del eje a la esfera de plata maciza. Grabar una sola esfera tarda unas 9 horas.

La esfera labrada se sostiene sobre una llama, que resalta la plata fina, que luego es capturada por un baño químico. Este proceso se repite siete veces para crear una capa uniforme y agradable. La esfera está hecha de plata de ley 925, lo que significa que 925 de las 1000 partículas son de plata (fina). La plata fina le da una capa blanca sobre la esfera. A continuación, los anillos de la esfera se pulen en un torno. Las esferas de labrado azul están galvanizadas. Como paso final, se imprimen los numerales, el logotipo y los rieles de los minutos.

El Guilloche Chronograph con esfera mate tiene una caja de reloj que mide 41 milímetros de diámetro; el grosor es de 13,6 milímetros y está elaborado con oro rosa macizo de 18 quilates (4N). Tanto en el anverso como en el reverso el reloj está provisto de una cúpula de cristal de zafiro con doble revestimiento antirreflejos. Las agujas en forma de hoja están hechas de acero inoxidable y azuladas con calor.

Una introducción al Staudt Guilloche Chronograph

El movimiento automático tiene una complicación de cronógrafo y está considerado como uno de los movimientos más fiables. El volante produce 28.800 latidos por hora y el calibre contiene 27 rubíes. Sus puentes están decorados con perlage, côtes de Genève y los tornillos están azulados con calor. El rotor está decorado con côtes de Genève circulares y recubierto con oro rosa de 18ct. Esta versión está limitada a 50 piezas y tiene un precio de 17.989 euros.

En cuanto al Guilloche Chronograph en azul galvánico, tiene una caja de reloj que mide 41 milímetros de diámetro; el espesor es de 13,6 milímetros y está fabricado en acero inoxidable. Tanto en el anverso como en el reverso el reloj está provisto de una cúpula de cristal de zafiro con doble revestimiento antirreflejos. Las agujas en forma de hoja están hechas de acero inoxidable y pulidas a mano.

Una introducción al Staudt Guilloche Chronograph

El movimiento automático tiene una complicación de cronógrafo y está considerado como uno de los movimientos más fiables. El volante produce 28.800 latidos por hora y el calibre contiene 27 rubíes. Sus puentes están decorados con perlage, côtes de Genève y los tornillos están azulados con calor. El rotor está decorado con côtes de Genève circulares y recubierto con oro rosa de 18 quilates. Esta versión está limitada a 100 piezas y su precio es de 5.989 euros.

SU NEWSLETTER EN ESPAÑOL