articulos



RELOJERÍA 2014
BASELWORLD - TODO Y SU OPUESTO

English 中文
junio 2014



A TRAVÉS DE LOS PASILLOS DE BASILEA, BORDEADOS DE CAPILLAS Y CATEDRALES

Baselworld: kilómetros y kilómetros de pasillos, llena de cientos y cientos de stands que buscan cada centímetro como lugar de culto, cada uno dedicado a su propia divinidad particular. Tanto si el símbolo es una corona, cualquier número de cruces, un alfa o un omega, todas las marcas, grandes o pequeños, tienen la esperanza de atraer nuevos conversos.

Sería imposible para cualquier persona con la esperanza de unirse a las filas de los fieles investigarlos a todos, incluso si comparten la tarea, como Europa Star ha hecho en esta edición. La visita es, pues, necesariamente subjetiva, dejando mucho espacio para encuentros casuales y eventos fortuitos.

RELOJERÍA 2014BASELWORLD - TODO Y SU OPUESTO

Por ello proponemos tres rutas diferentes, alternativamente, a la tomada por este servidor en este artículo, por D. Malcolm Lakin (El Caleidoscópico Mundo de los Relojes de Joyería; El Bello Juego Viene a Baselworld; La Maratón de Basilea; Ice, Jungle, Savannah and a US General comes to Switzerland) y por Keith Strandberg (El Segmento de los Relojes Deportivos; Una visión de los Relojes de Moda en Todos los Niveles de la Industria Relojera). Sin olvidar el análisis del DLG on the effects and aftermath of this horological Mass on the social networks.

 REFLEJANDO EL CAMBIO DE PARADIGMA

En su discurso de apertura Sylvie Ritter, Directora General de Baselworld, dijo en voz alta y clara que era el objetivo de la feria internacional de relojería «proporcionar un fiel reflejo de la agitación, que el sector ha experimentado en los últimos diez años.» En términos de estas «agitaciones», dos fenómenos importantes han convergido y se han acelerado en la última década.

El irresistible ascenso al poder de los grandes grupos, que hoy en día son más dominantes que nunca, lo que ha coincidido (¿por casualidad?) con un enamoramiento asombroso de los medios (alimentado con grandes gastos, hay que reconocerlo) con el mundo de la relojería, y que no muestra signos de disminuir.

Más de 4.000 periodistas asistieron a la feria, casi tantos como al supe-famoso Festival de Cine de Cannes - 3.907 en 2013, según las cifras oficiales - aunque todavía muy por debajo de los Juegos Olímpicos de Sochi ¡con 13.000!

En diez años el reloj en si mismo se ha convertido virtualmente en un objeto de culto investido de un enorme valor y peso simbólico.

En diez años, el reloj en sí ha sido objeto de una transformación asombrosa. Inicialmente, un objeto utilitario de aspecto agradable, más o menos desechable, que ha logrado ahora el estatus de estrella, convirtiéndose prácticamente en un objeto de culto, investido de un enorme peso simbólico y valor. A menudo escuchamos la palabra «icono» que se utiliza en referencia a ciertos relojes que han alcanzado un estatus de culto.

Pero tal vez la palabra «culto» es apropiada en más de un nivel. Después de todo, es muy tentador leer Baselworld y sus stands (desde el más pequeño de 6m2 al más grande de 1.625 m2) como otras tantas capillas, alineadas una al lado de la otra; templos, catedrales incluso, dedicadas a una variedad de diferentes formas de adoración.

Hay las grandes religiones monoteístas que siguen dominando, como Rolex, cuyo templo es un mausoleo impenetrable (su «religión» continúa imponiéndose, pero, al igual que el Vaticano, se arriesga a perder su posición influyente a menos que encuentre alguna manera de revitalizar y rejuvenecer su mensaje - vea nuestro Editorial, “El Imperio Contraataca->1004087310]”).

Enfrente, Patek Philippe, otro de los pilares del monoteísmo, se ha construido un nuevo altar, a los pies del que se nos invita a adorar al culto de la perfección transferible: una nube blanca está suspendida en el centro de un cubo de cristal.

Ambos establishments monoteístas (aunque Rolex ha lanzado con éxito un nuevo culto llamado Tudor) están rodeados por todos lados por las religiones panteístas activas que fomentan una multiplicidad de diferentes ramas y escuelas, que pueden, o no, ser estrictamente fundamentalistas, en nombre de la «relojería auténtica»

Así, Louis-Vuitton-Moët-Hennessy (LVMH), que están estacionados en la entrada, alinean sus diversos y variados tributarios de lado a lado, desde la Romana Bulgari a la severamente Protestante Zenith, sin olvidar a la carismática Hublot o la metódica e imparable TAG. Louis Vuitton, la marca del mismo nombre cuyos devotos son notoriamente fieles, acoge su congregación fuera de las murallas, en la Wildt’sches Haus, una villa del siglo XVIII llamada así por el nombre de un fabricante de cintas de seda (tan de moda en su día como los relojes lo son hoy en día).

En el centro geográfico del recinto de Baselworld tiene su sede tentacular una de las más panteístas de las religiones de la relojería, cuyo nombre resuena en todo el mundo: Swatch (Grupo). Swatch promulga una fe policromática, dando la bienvenida a todas las congregaciones con los brazos abiertos - populistas, elitistas, y todos los matices en el medio – y que abarca el mundo en todas sus contradicciones.

Y alrededor de todos estos gigantes, escaleras arriba y en las esquinas, Una Miríada de cultos más pequeños tratan de medrar, para crecer o simplemente para sobrevivir, para ganar a algunos de los nuevos conversos, para renacer de sus cenizas, o de lanzarse a través ex nihilo. En el maravilloso bazar políglota de Baselworld (que podría ser nombrado acertadamente como Babelworld...) se puede encontrar de todo, y su opuesto. Pero dejemos a un lado la metáfora religiosa y miremos los hechos: ¿qué tenían todos ellos que ofrecer?

A los periodistas que regresan a casa después de la gran feria anual de la relojería se les formula ritualmente la misma pregunta: ¿y así, qué hay de nuevo? ¿Cuáles son las tendencias?

Bueno, la relojería ha sido siempre un fiel reflejo de su tiempo. En 2014, es absolutamente cualquier cosa que quieras que sea, y su opuesto. Hay realmente algo para todos, desde el enorme reloj musculoso para el héroe cincelado que regresa de una misión peligrosa (el premio para esta categoría va al U-Boat y su monumental reloj cuyo grueso cristal se rompió deliberadamente antes de su venta, un poco como los jeans desgarrados que cuestan más que un par intachable ...) hasta el tres agujas contra una esfera blanca de Sajona ultra-pureza (el premio aquí va a Moritz Grossmann con su volante con mecanismo de parada hecho de cabello humano: el del CEO).

Sin embargo, intentaremos hacer un análisis.

 CUANDO LA RELOJERÍA REDESCUBRE LAS VIRTUDES DE LA TEMPLANZA

Fuera de todas estas corrientes contradictorias, una «tendencia», sin embargo, se destaca. ¿Pero es realmente una tendencia? ¿O es sólo un reflejo del espíritu de la época, y tal vez un anticipo de lo que vendrá? Después de los excesos que presenciamos antes de la crisis de las subprime, y tras el modesto retorno a la cordura en el período 2008-2009, la relojería ha despegado de nuevo con renovado vigor, tal y como si nada hubiera pasado. Estuvo en una posición baja por un tiempo, la mejor para reanudar sus vuelos salvajes de indulgencia. En resumen, la «crisis» (primero una crisis financiera, lo que llevó a una crisis económica, luego a una crisis social y, finalmente, a una crisis política) no era más que un simple evento; que más profundamente, marcó un cambio de paradigma.

La relojería involuntariamente terminó pagando por sus propios excesos. El caso de China es probablemente el más ilustrativo a este respecto, aunque ciertamente no es el único. En China, el reloj Suizo se convirtió en el emblema, y en ocasiones la prueba legal real, de la corrupción. Esta vez, no era un temblor de advertencia, fue un terremoto en toda regla. Al igual que el fin del secreto bancario en Suiza, no habrá vuelta atrás en el reloj.

La mayoría de los fabricantes de relojes parecen haber entendido esto, y en consecuencia, las «tendencias» más notables de Baselworld 2014 son un aspecto discreto y una vuelta a los tamaños más pequeños. De repente, la relojería ha re descubierto las virtudes de la templanza y la belleza de la moderación. Pero sigue aprendiendo de la creatividad increíble que alimenta sus excesos.

En este sentido, un ejemplo parece perfectamente apropiado: la toma de control de H. Moser & Cie por parte del Holding familiar MELB. Como Edouard Meylan, que fue designado para dirigir la empresa de Schaffhausen, explica: "Queremos ofrecer productos innovadores, pero muy discretos. Todo está en los detalles.

"A modo de demostración, la nueva colección, la Endeavour, se presenta en la forma de un reloj redondo de dos agujas con segundero pequeño, que mide 39 mm de diámetro y 12,5 mm de profundidad, que está, sencillamente, perfectamente diseñado. Impecablemente elegante, su diseño debe algo a los estrictos códigos de la Bauhaus de 1920, templado con un inspirado toque de los 60’: amplio bisel, largas, delgadas agujas talladas, una esfera fumé de oro rosa, ardoise o argenté con un sutil efecto de rayos solares, y una poco problemática caja curvada y aerodinámica, rematada con una cúpula de cristal...

Endeavour de H. Moser & Cie
Endeavour de H. Moser & Cie

Parece muy simple, evidente, incluso, y sin embargo, el resultado es la perfección, exquisitamente proporcionada. Detalle, detalle, detalle; muy lejos de la publicidad escandalosa.

Un nuevo movimiento en la casa, el calibre HMC 327, ofrece algunas características innovadoras y de vanguardia. El calibre con su acabado tradicional no solo tiene una reserva de marcha de tres días como mínimo y una función de parada del segundero, sino que también cuenta con una palanca de silicio con paletas de rubí y una rueda de escape de silicio. En nuestra opinión, este reloj es emblemático de un estilo de relojería, que busca redescubrir la elegancia y la discreción del pasado, mientras que abraza los avances tecnológicos más útiles de la actualidad.

Este «neo-purismo», que no trata de romper récords sino de refinar el concepto de sutileza y redescubrir la sensualidad de la simplicidad, ahora está buscando ser distintivamente vanguardista. Está, en todo caso, en sintonía con el gusto redescubierto por la discreción que de ninguna manera excluye la sofisticación.

 METODOLOGÍAS ULTRA-DELGADAS

Este gusto parece estar plenamente compartido por Marc Hayek, a la cabeza de Breguet, Blancpain y Jaquet-Droz. A sus ojos, "Claramente, los relojes delgados y clásicos están de vuelta. En términos de ultra-delgado, por ejemplo, nadie está interesado en los mayores registros, es el rendimiento y la belleza de la pieza lo que cuenta. Lo importante es encontrar una manera de ganar más libertad en la arquitectura y la decoración del movimiento. Técnicamente, siempre se puede ir más lejos, pero más allá de cierto punto, no sólo la fiabilidad y el rendimiento llegan a un nivel crítico, sino que las posibilidades para la decoración son cada vez más limitadas.

Esta afirmación es corroborada por Nakis Karapatis y Alain Zaugg de Breguet, directores de I + D y el departamento técnico, respectivamente, en su estudio exhaustivo de la historia de los movimientos ultra- delgados.

Classique Tourbillon Quantième Perpétuel 3797 de Breguet
Classique Tourbillon Quantième Perpétuel 3797 de Breguet
Extra-Thin Self-Winding Classique Tourbillon de Breguet
Extra-Thin Self-Winding Classique Tourbillon de Breguet

La creación de una línea de tiempo de los relojes ultra-delgados, desde «la primera idea de un reloj ultra-delgado, atribuida al relojero Ginebrino Jean-François Bautte, un proveedor de piezas de movimientos para Breguet, en 1820», a los ejemplos del famoso Delirium (un movimiento de cuarzo ultra-delgado de 0,98 mm que se puede ver en el Museo Eterna de relojes), sin olvidar el Altiplano Piaget 900P, midiendo 3,65 mm, y varios movimientos que Breguet ha diseñado a lo largo de su historia, los dos investigadores concluyen que algo más de 8 mm ya no es considerado ultra-delgado, y que por debajo de ciertas dimensiones mínimas existen dificultades insuperables con el montaje, lo que lleva a un rendimiento poco fiable. El histórico movimiento Breguet 1210, que mide 1,2 mm, y el Breguet 2100 automático, que mide 2,10 mm, tuvieron ambos que interrumpirse por estas razones.

«Es vital encontrar un compromiso entre la delgadez y las reglas de la relojería», condición que los dos expertos mencionan al pasar de los movimientos 502 (2,40 mm) y 591 (automático, 3.05 mm), que han estado en producción regular desde 1971 y 1980, respectivamente. ¿Qué significa este compromiso en la práctica? Significa toda una serie de características optimizadas - a partir de la reserva de marcha, con dos barriletes gemelos que puedan ser abiertos o montados sobre cojinetes de bolas. Tales mejoras también se deben a una arquitectura que evita la superposición de funciones y busca un equilibrio entre el rendimiento, la seguridad y la delgadez en términos del escape, un volante sin un rodillo doble, una espiral plana, un escape sin índice; y por último pero no menos importante, un par de trucos "estéticos»... De hecho, la idea de lo ultra-delgado es más una cuestión de percepción que de medición objetiva. Y, por supuesto, tiene que trabajar.

«Debe ser posible reproducir constantemente el mismo rendimiento», insiste Marc Hayek, "y para hacer eso, necesitamos alta tecnología. Por tanto, cada componente está informatizado, y su producción está programada. Como he dicho antes, no estamos interesados en romper récords: la fiabilidad en el desgaste, la compatibilidad con nuestros códigos estilísticos, el cuidado y el detalle de la decoración: así es como nosotros diseñamos nuestros relojes ultra-delgados”. Viniendo de los labios del hombre que, a la cabeza de Breguet, preside la producción de 1.000 tourbillons al año - una cifra enorme - sería absurdo no tomar nota.

«El arte de la evolución constante»

 CONTINUIDAD

«Reproducir constantemente el mismo rendimiento», dice Marc Hayek, «el arte de la evolución constante», dicen en Patek Philippe o, en otras palabras, el arte de la «evolución, la optimización y la reinterpretación de los modelos de la colección actual.» Este enfoque en la optimización en curso - un proceso laborioso que encontramos también en Rolex - no obstante se opone a un «espectacular lanzamiento», que se hará público este otoño para celebrar el 175 aniversario de la Manufactura con sede en Ginebra.

Annual Calendar Chronograph Ref. 5960/1A de Patek Philippe
Annual Calendar Chronograph Ref. 5960/1A de Patek Philippe

Sin embargo, en la expectativa de lo que sin duda será un reloj de gran prestigio, consideremos por un momento algunos de los nuevos modelos que representan ejemplos de optimización, a partir del Annual Calendar Chronograph ref. 5960/1A (A significa acier - acero en Francés), uno de los raros modelos que combinan un movimiento complicado con una caja de acero. Este modelo, “que sustituye a todos los modelos de oro y de platino que han hecho del Annual Calendar Chronograph de Patek Philippe uno de los más vendidos del fabricante desde su lanzamiento en 2006", tiene un rostro gráfico sin ambages: marcadores horarios negros aplicados, toques de rojo, un contrastante monocontador, así como un brazalete flexible y cómodo con enlaces tipo “gota”... todo lo cual le da un aspecto innegablemente deportivo. Todos los ingredientes para hacer de lo que ya era un éxito de ventas uno de los relojes de acero de prestigio más discretos en el mercado.

Nautilus Travel Time Chronograph Ref. 5990/1A de Patek Philippe
Nautilus Travel Time Chronograph Ref. 5990/1A de Patek Philippe

Otra novedad importante lanzada, también en acero, es el Nautilus Time Travel Chronograph ref. 5990/1A, que hemos revisado en profundidad en nuestra edición anterior (vea Europa Star 2/2014 BaselWorld Special). Aquí, el concepto de continuidad está plenamente incorporado, tanto a nivel técnico - mediante la combinación de dos complicaciones útiles - y en términos de su diseño, que hace un excelente uso de la forma de ojo de buey, con sus dos bisagras laterales en forma de lóbulo, tan características de este reloj de culto.

Aquí, la bisagra derecha actúa como una protección extra para los pulsadores de la corona y del cronógrafo, y la bisagra a la izquierda, que antes era meramente decorativa, ha sido re interpretada para contener los correctores más/menos para mover la hora local hacia adelante o hacia atrás en incrementos de una hora. Por lo tanto, los usuarios pueden mostrar de forma continua, la hora local (con la aguja completamente luminosa), manteniendo un ojo en la hora de casa (a través de la aguja esqueletizada).

A las 12 horas hay una visualización de fecha tipo puntero indexado a la hora local, con el monocontador cronógrafo de 60 minutos a las 6 en punto. Completa el cuadro un nuevo movimiento automático con rueda de pilares, embrague de disco vertical, volante Gyromax ® y espiral patentada Spiromax ® (CH 28-250 C FUS), y es un perfecto ejemplo de lo que entiende Patek Philippe por «constante evolución».

 CONTINUIDAD DE LA IMAGINACIÓN

Esta idea de continuidad no es sólo acerca de los avances técnicos y el diseño: puede tomar otras formas también. Por ejemplo, puede ser una continuidad de la imaginación, como lo vemos con Hermès.

Guillaume de Seynes, un miembro de la familia fundadora, cuyos títulos son exactamente CEO Adjunto de Hermès, Presidente del Consejo de Administración de La Montre Hermès S.A y Presidente de John Lobb, siempre ha hecho de la longevidad el principio fundamental de la relojería según Hermès. Sin siquiera pretender ser algo que no es, o no es, sin embargo, Hermès lenta pero segura ha subido el listón. En los últimos tres o cuatro años, ya ha alcanzado un umbral crítico de integración vertical en el círculo interior de la relojería, las cosas se han acelerado. Guillaume de Seynes, explica: «El concepto conductor es traer a la relojería un espíritu totalmente diferente de la complicación, algo que es nuestro, algo que nadie más ni siquiera ha pensado: una suspensión del tiempo, un rebobinado del tiempo. No es ninguna coincidencia que hayamos sido capaces de pensar en esto, ya que es una traducción directa de una relación particular con el tiempo. Como empresa familiar pensamos a largo plazo – ya que estamos, después de todo en nuestra sexta generación - y nosotros basamos nuestra reputación en la transmisión de conocimientos y el perfeccionamiento de nuestro oficio. El concepto de longevidad es muy fuerte, se trata de nuestras raíces en las sillas de montar, cuando nuestros productos tenían que ser prácticos, robustos, flexibles y perdurables. El objeto Hermès es un compañero de por vida, que poco a poco se imbuye con sensaciones y emociones a través del tiempo. Esta relación con el tiempo lo es todo en nuestra relojería».

Dressage L'Heure Masquée de Hermès
Dressage L’Heure Masquée de Hermès

Bajo el paraguas del tiempo suspendido, las complicaciones caprichosas de Hermès definen un rango que es a la vez poético y filosófico. El nuevo Dressage L’Heure Masquée es uno de esos. «Tuvimos la idea de la esfera regulador», explica Philippe Delhotal, director creativo de La Montre Hermès. En el primer reloj Le temps suspendu, la idea era enmascarar o borrar la exhibición de la hora en demanda, mientras que aquí es todo lo contrario: en el modo «normal», sólo el minutero es visible, con sólo las iniciales GMT apareciendo en la abertura inferior. No es muy fácil de leer, de hecho. Es sólo en la demanda, mediante la activación del pulsador integrado en la corona, que la aguja de las horas inmediatamente aparece y se mueve a la posición correcta, mientras que la hora local se muestra de forma simultánea a través de la abertura GMT.

El Mecanismo Interno del Reloj Dressage L'Heure Masquée de Hermès
El Mecanismo Interno del Reloj Dressage L’Heure Masquée de Hermès

Otra cabecera, «Le temps à l’oeuvre» (traducido al Español como «De la Maestría y el Tiempo») reúne a sus relojes que entrañan capacidades específicas ejercidas por los artesanos. En Hermès han desterrado el término «Métiers d’Art» (oficios artísticos), quizás considerado demasiado exagerado, y ahora prefieren hablar «De la Maestría y el Tiempo»

La exhibición de otros métiers permanentes dentro de Hermès, como las Cristalleries de Saint -Louis, en los que Hermès sigue innovando al igual que poéticamente en el arte de la decoración.

Arceau Pocket Millefiori de Hermès
Arceau Pocket Millefiori de Hermès
Arceau Millefiori (41mm) de Hermès
Arceau Millefiori (41mm) de Hermès

Tomemos, por ejemplo, los muy inusuales relojes Arceau Millefiori. Nosotros no tenemos el espacio aquí para entrar en detalles acerca de esta compleja y única técnica, que se lleva a cabo por parte de los maestros vidrieros. En pocas palabras, sin embargo, consiste en el montaje de paquetes de extraordinariamente delicadas varillas de cristal y esmalte que se parecen a los bastones de caramelo multicolores. El resultado es una alfombra luminosa de flores apretadas - y de estrellas que, una vez cortadas en rebanadas finísimas de 0,6 mm, se transforman en impresionantes esferas policromáticas de relojes. Una fiesta para los ojos. (Europa Star volverá a esta fascinante técnica en un próximo número).

 ESTRATEGIAS SEPARADAS

A veces, sin embargo, se trata menos de la continuidad y más en romper a la conquista de nuevos territorios. Louis Vuitton viene a la mente. L’ Escale Worldtime es probablemente uno de los más asombrosos relojes que tuvimos la oportunidad de descubrir en Basilea este año.

Este reloj de hora mundial representa una ruptura, no sólo con otros relojes de tiempo universal en el mercado, sino también con el estilo de Louis Vuitton, dominado hasta entonces por el «tambour» o en forma de tambor, un diseño algo polarizante con el público en general. Desde su nombramiento como jefe de la relojería y joyería en Louis Vuitton, Hamdi Chatti ha estado jugando con los códigos de estilo de la casa, empezando por invertir el famoso tambor.

Escale Worldtime de Louis Vuitton
Escale Worldtime de Louis Vuitton

Este año, la marca se ha distanciado de forma implícita de este tema (sin abandonar completamente el motivo tambor), en particular con el Escale Hora Worldtime y su brillante color e ingeniosa esfera: el único elemento fijo, un triángulo central oscuro, apunta a la ciudad elegida. La hora allí (en un reloj de 24 horas) y el minutero, cada uno en su propio anillo de rotación, se posicionan de forma automática.

Para cambiar la zona horaria, sólo se tiene que girar el anillo de las ciudades. Ingenioso, colorido y juguetón, no deja de ser perfectamente legible. Pero a pesar de su apariencia rebelde, el reloj dibuja la cromática inspiración de Louis Vuitton como fabricante de baúles personalizados, modificado con signos geométricos de colores, que se reinterpretan aquí. Otro guiño estilístico hacia el pasado, la caja se hace eco de la forma de las esquinas de metal de los baúles Vuitton, transformadas aquí en “cuernos” que protegen y apoyan la caja.

Emprise Watch de Louis Vuitton
Emprise Watch de Louis Vuitton

El cuerno que detalla la forma de las esquinas de los baúles se puede encontrar en el exquisito y sutil reloj Emprise. Su diseño, epítome de la elegancia Parisina, un «simple» cuadrado de 23 mm por 23 mm, se basa en «todos los elementos estructurales del baúl, los que le dan fuerza y solidez: las piezas de las esquinas metálicas, las cerraduras, los clavos, se transforman en patrones decorativos repetidos hasta el infinito». Puro de números o índices, protegido por un cristal de doble bisel, equipado con esferas espolvoreadas que recuerdan el interior acolchado de un baúl de Vuitton, y con esferas simples que evocan el revestimiento de madera de un gran apartamento parisino, el Emprise es un triunfo total y absoluto. Para nuestro gusto, era el reloj de la mujer más bello en Baselworld.

 BAILE DE COLORES Y BALLET DE MATERIALES

Dejemos los salones de Louis Vuitton y pongamos la vista sobre Dior, que forma parte de las caballerizas de LVMH. La casa Parisina ha lanzado uno de sus Grand Balls, y somos transportados a un torbellino de colores, un susurro de materiales de lujo y la emoción sensual de ricas texturas.

VIII Grand Bal Fil de Soie de Dior
VIII Grand Bal Fil de Soie de Dior
Grand Soir N°27 Origami de Dior
Grand Soir N°27 Origami de Dior

«Estamos tratando de poner el mundo de la alta costura y la relojería juntos», confiesa uno de los representantes de la marca. El efecto es sorprendente, es como si uno hubiera sido transportado a una tienda llena de manjares exquisitos y tremendamente caros. Masas oscilantes invertidas están cubiertas de tiras de madreperla que representan un «pliegue de rayos de sol» o están vestidos con plumas azules montados costillares oro. La D de Dior está grabada en el esfera de cocodrilo bañado en oro, una textura que se extiende hasta la pulsera. Margaritas o cuarzo ojo de tigre pintado con delicadas manchas de leopardo llaman la atención. La madreperla está bordada con hilo de seda sobre un enrejado de tungsteno.

Chiffre Rouge Moonphase de Dior
Chiffre Rouge Moonphase de Dior

Para Homme Dior - una raza más rara - el reloj Chiffre Rouge oon Phase, midiendo unos modestos 38 mm, equipado con un movimiento Zenith Elite 691, que destaca por su diseño perfectamente minimalista, pero también por la sofisticación de su impresionante esfera de madreperla metálica.

 EL SEGMENTO MEDIO A LA OFENSIVA

Otra gran «tendencia», si podemos llamarla así, de la que hemos visto atisbos desde el comienzo del año, se confirmó en Baselworld 2014: ¡la gama media está de vuelta! Hay varios factores que lo confirman: una bajada general de los precios que afecta a casi todas las marcas (el lagrimeante, pero que llama la atención por su precio de 50 millones de dólares, brebaje tutti-frutti de grueso calibre de Graff no es más que el «árbol que oculta el bosque»); y el debut en la arena del ’Swiss made’ de varios nombres de la moda; y el renovado vigor de las marcas Suizas que operan fundamentalmente en el sector de la gama media.

Desde 1982, Oris, que fué fundada en 1904, ha estado produciendo más de 1.2 millones de relojes al año y es propietaria de 279 calibres propios de la casa

Un muy buen ejemplo de esto es Oris, uno de cuyos temas recurrentes es proporcionar un «valor añadido a precios democráticos.» Después de haber trabajado siempre exclusivamente en la categoría de los relojes mecánicos asequibles, Oris tenía un anuncio importante que hacer. Su portavoz, el vicepresidente Rolf Studer, no se anduvo por las ramas. "Me gustaría señalar que ETA fue construida entre los escombros de la industria Suiza; Inicialmente se trataba de un proyecto conjunto.

Es demasiado fácil hablar de los otros, que fueron destruidas previamente, ’ ahora están ayudando ellos mismos a ETA como si fuera un supermercado’", afirmó, en referencia a unos comentarios punzantes hechos anteriormente por Nick Hayek. Señalando que hasta 1982 Oris, que fue fundada en 1904, producía hasta 1,2 millones de relojes al año, y era la propietaria de 279 calibres propios de la casa. En 1982, explicó, el ​​ASUAG - el consorcio que es anterior a ETA - que había recibido el mandato de poner orden en la producción de movimientos en Suiza, tenía simplemente decidido cerrar la producción de movimientos de Oris, después de lo cual Oris fue comprada por su propia dirección.

En su 110º aniversario, Oris, por tanto, decidió relanzar la producción de los movimientos de la casa con el Calibre 110, un movimiento de cuerda manual con una reserva de marcha de 10 días y un indicador de reserva de marcha no lineal (una interesante esfera patentada).

Oris 110 Years Limited Edition
Oris 110 Years Limited Edition

Calibre 110 de Oris
Calibre 110 de Oris

Desarrollado en diez años en colaboración con la Escuela Técnica du Locle, la producción de este movimiento de base se industrializó plenamente con el fin de lograr los bajos costos de producción por los que se conoce al segmento de Oris, que viene por menos de 5.000 francos suizos. (Europa Star analizará con mayor profundidad a Oris y el renacimiento de su capacidad de producción de movimientos en el siguiente número, ES 4/14).

En su lanzamiento, el nuevo calibre 110 fue equipado en el reloj «Oris 110 Years Limited Edition», producido en una edición limitada de 110 en acero (5.500 CHF) y 110 en oro de 18 quilates (14.800 CHF).

Artix Pointer Moon de Oris
Artix Pointer Moon de Oris

Además de este importante anuncio, Oris presentó una serie de nuevos modelos que demuestran su filosofía de la «democratización» de los precios, incluyendo un WorldTime muy bien parecido con un módulo original (3.400 CHF), el Artix Pointer Moon que, gracias también a un módulo propio de la casa, indica el día de la fase de la luna (1.900 CHF), el Chrono Aquis con bisel rotatorio de cerámica y válvula de helio (3.600 CHF), y por último pero no menos importante, una nueva versión del famoso Big Crown Timer, equipado con un movimiento Valjoux, por 3.300 CHF. ¿Quién podría pedir más?

 MAURICE LACROIX EN MOVIMIENTO

En Maurice Lacroix, otro actor importante en el sector de la gama media Suiza, también están muy orgullosos de presentar un nuevo movimiento completamente de la casa, el ML 230. Desarrollado por Michel Vermot, jefe de producción de movimientos en Maurice Lacroix, quien fue el primero en desarrollar y producir un escape totalmente de silicio en colaboración con la Haute Ecole Arc Ingénierie con sede en Le Locle, este movimiento automático está equipado con un conjunto completo de piezas del escape - el volante, el eje del volante, la palanca, el eje de la palanca, la rueda del escape y el piñón del escape - hechos completamente de silicio.

La frecuencia de su gran volante es de 18.000 vph (2.5 Hz), una cadencia más suave que algunos, y que es particularmente adecuada para el silicio. El movimiento cuenta con 188 componentes, una elección deliberada que ofrece una estética despojada al tiempo que aumenta la fiabilidad

Cuando se le preguntó sobre la posibilidad de poner este movimiento a disposición de otros relojeros Sandro Reginelli, director de producción, desarrollo y diseño de Maurice Lacroix, respondió con cautela: “Estamos pensando en ello…”

Masterpiece Gravity de Maurice Lacroix
Masterpiece Gravity de Maurice Lacroix
Masterpiece Gravity de Maurice Lacroix
Masterpiece Gravity de Maurice Lacroix

Por el momento, este movimiento se puede encontrar en el nuevo reloj Masterpiece Gravity (edición limitada de 2 x 250, en acero inoxidable pulido y satinado, o en acero completamente tratado con chorro de arena y con recubrimiento PVD), que está diseñado para mostrar sus características por completo. Sandro Reginelli explica: «Desde el punto de vista del diseño, esta pieza envía un mensaje importante para todos: demuestra que después de 38 años de existencia, Maurice Lacroix ahora es miembro de pleno derecho de la tradición Suiza de la Haute Horlogerie, combinando esto con una estética de vanguardia de la que estamos muy orgullosos y que nos distingue.».

De hecho, el Masterpiece Gravity es una colisión de dos mundos, su esfera descentrada en esmalte lacado con un amplio y grueso puente decorado con Clou de Paris en agudo contraste con el lado izquierdo del reloj, que está completamente abierto al corazón que late en su interior. Este reloj, en su tridimensionalidad, es un eco contemporáneo de la celebrada colección Tradition de Breguet. Precio: 10.500 CHF.

 EL CHOQUE CULTURAL CHINO-HELVÉTICO

Antonio Calce, CEO de Corum
Antonio Calce, CEO de Corum

En el último día de la Feria de Basilea, Antonio Calce parecía sincero. Y lo era. Claramente, él no sabía que apenas una semana más tarde sería expulsado sin contemplaciones de su cargo como CEO de Corum, una marca a la que apartó del borde del abismo. Esta es la segunda vez que la marca ha resurgido de sus cenizas. Antonio Calce admitió que los accionistas Chinos tenían que ser conscientes de que «el rendimiento de la inversión se calcula en el medio plazo; la relojería como la practicamos no ofrece beneficios inmediatos. Es un choque cultural. Cada uno tiene que adaptarse». Sin embargo, en las últimas horas de Baselworld permaneció totalmente confiado y comprometido. Como él mismo, accionista, aunque pequeño, se entregó tres años más para consolidar completamente el giro de la marca. También dijo que ahora tenía «un socio seguro a largo plazo», señalando que «nunca había conocido tal situación estable.»

Él me mostró (extraoficialmente - aunque apenas importe ahora) un lujoso Buble de bronce, muy exclusivo, reservado a 15 minoristas en todo el mundo. “¿Quién hubiera pensado que lo que en un principio se trataba de un producto de gama baja, una llamarada de petate que casi hundió Corum ... "reflexionaba, aún off the record.

Fue una sorpresa muy desagradable, su decepción a la par con la pasión con la que él estaba en el proceso de darle la vuelta a Corum y reafirmar su posición entre las marcas que importan. Esperemos que su considerable trabajo no halla sido en vano.

 ESTRATEGIA JAPONESA

Y ahora, un cambio de estilo. Japón, ¡konnichiwa! ¿Quién hubiera pensado que Seiko organizaría la conferencia de prensa más divertida y más entretenida en Baselworld? Todo se debe a la ingeniosa y multilingüe Shu Yoshino, quien hizo de su pequeña estatura una brillante pieza de talento para la mayor parte del espectáculo. Para ilustrar la reducción del 30% en el diámetro del Astron GPS Solar, llamó a uno de sus colegas, que tenía una considerable ventaja en altura, y pidió a la audiencia que adivinara el porcentaje de diferencia entre ellos. Cuando se trataba de demostrar la facilidad de uso del reloj, al cambiar entre las diferentes zonas horarias, cambiaba su sombrero, al mismo tiempo, desde el tocado samurái al gorro emplumado que supuestamente es el tocado tradicional de Basilea...

Pero en una nota más seria, la gran declaración de Seiko de este año se conoce como Grand Seiko. Esta es la marca de gama alta de Seiko, un escaparate de la experiencia mecánica ancestral de la empresa y el dominio de las técnicas de acabado de la relojería. Hasta ahora los relojes Grand Seiko sólo se han distribuido - y apreciado - dentro del Japón.

Para que no haya ninguna duda en cuanto a sus ambiciones internacionales recién descubiertas, Seiko dividió su imponente stand en dos edificios distintos: el ’white Seiko’ y ’black Grand Seiko’, este último tenía en su entrada un banco con un maestro grabador trabajando.

Sin duda será necesario un esfuerzo considerable para posicionar Grand Seiko como referencia en la relojería internacional, que claramente está a la vista de la historia de la relojería en Japón. Las colecciones presentadas evidenciaron un minimalismo funcional que era claramente Japonés como el Saxon: una forma mesurada y minuciosa de perfeccionismo con una sobria y sutil apariencia, lo que requiere un amplio conocimiento de la cultura relojera para ser realmente apreciada.

Hi-Beat 36000 GMT de Grand Seiko (Frente)
Hi-Beat 36000 GMT de Grand Seiko (Frente)

Hi-Beat 36000 GMT de Grand Seiko (Fondo)
Hi-Beat 36000 GMT de Grand Seiko (Fondo)

La punta de lanza de esta ofensiva, el Hi-Beat 36000 GMT, encierra el nuevo calibre de alta precisión 9S86 (-5/+3 seg/día), una movimiento automático que late a 36.000 vph, con una masa oscilante de titanio dorado, que muestra una función GMT y tiene una reserva de marcha de 55 horas.

“Seguramente el reloj de cuarzo más avanzado que se ha creado nunca, con su alto par y su movimiento supr-sellado”

Sin embargo, la nueva colección de Grand Seiko también cuenta con cinco nuevas versiones del Self-Dater, un reloj con apertura de fecha de 1964, reelaborado y equipado con una variedad de dos calibres top de la gama más exclusiva de Grand Seiko, el famoso Spring Drive 9R15 o el calibre 9F con cambio de fecha instantáneo, comercializado por Seiko como «seguramente el reloj de cuarzo más avanzado jamás creado, con su alto par, y el movimiento super sellado» , las ambiciones de Seiko para su gama alta Grand Seiko están enteramente en línea con el precio medio de esta colección: 6.000 Ä, con un máximo de 31. 900 Ä para la unidad Spring Drive en platino.

 CASIO ABRAZA LO ANALÓGICO

Casio también ha tomado una decisión estratégica importante, pero una de un tipo completamente diferente. No, el campeón de las complicaciones electrónicas no ha decidido lanzarse a la alta relojería mecánica (¡lo que realmente sería algo!).

De manera significativa, la marca que ha construido su reputación a nivel mundial en la tecnología digital se está moviendo cada vez más hacia un mundo analógico: la tecnología analógica que conserva todas las capacidades multifuncionales de la tecnología digital, al tiempo que ofrece la simplicidad y la claridad gráfica de las buenas y viejas agujas.

Hiroshi Nakamura, el elegante director general y director de la división relojera de Casio, asevera de inmediato. «Estamos vendiendo más y más relojes analógicos, tanto G-Shocks como relojes de nuestras otras colecciones como Edifice u Oceanus, por ejemplo.»

Edifice EFR-540BK de Casio
Edifice EFR-540BK de Casio

Está claro que Casio está poniendo su dinero en Edifice para expandir su clientela internacional que incluya un círculo de aficionados que son sensibles a la apariencia y cualidades relojeras de los productos que compran. Un ejemplo convincente de este matrimonio entre la electrónica y la analógica se puede ver en el Edifice EFR-540BK, un cronógrafo de gran alcance con capacidades de 1/20 de segundo, cuya esfera llamativamente tridimensional es muy cómoda de leer. Con una estructura muy resistente a la vibración, gracias en particular a la utilización de un gel especial híbrido de poliuretano, este cronógrafo tiene todos los ingredientes de un clásico de la marca. Pero las ambiciones analógicas de Casio van incluso más allá, sobre todo con otro Edifice, el Bluetooth Controlled, cuya visualización del tiempo en 300 ciudades de todo el mundo se sincroniza automáticamente a través de un teléfono inteligente.

G-Shock Gravity Master de Casio
G-Shock Gravity Master de Casio

Sin embargo, el reloj de Casio del momento sigue siendo el G-Shock Gravity Master, una primicia mundial que combina la recepción GPS y el radio control (revisado en el número anterior de Europa Star, ES 2/14). El lanzamiento de este reloj universalmente exacto está previsto para este mes de Septiembre. La competencia será feroz: al mismo tiempo, los otros dos gigantes Japoneses, Seiko y Citizen, estarán lanzando sus propios relojes GPS.

 RETRATO - CONVIRTIENDO LAS ECUACIONES EN DINERO EN EFECTIVO

Una reunión con Guy Semon es siempre una experiencia interesante. El director de I + D para TAG Heuer no es típico de su raza. En primer lugar, él no es el habitual «hombre de empresa»: es un científico, un matemático, un físico y profesor universitario. Y él también es ex-militar. Un gigante extraño que es igualmente capaz de reconstruir piedra por piedra un antiguo castillo en el corazón del bosque, o de conducir una animada discusión sobre otro de sus temas favoritos: la peonía.

Pero hoy en día, estamos celebrando un doble aniversario: los 10 años de la V4 y 10 años de Guy Semon en la relojería.

«En 2004, todo el mundo le dijo a Jean-Christophe Babin, entonces CEO de TAG Heuer, que sería imposible de llevar a término el V4 - el reloj accionado por correas cuyo diseño le fue vendido por Jean-François Ruchonnet - al mercado», dice Guy Semon. «Hasta la fecha, ¡hemos vendido 400!» A un precio de alrededor 100.000 francos suizos cada uno, este volumen de ventas y de ingresos son el sueño de muchas pequeñas firmas independientes de Haute Horlogerie.

Pero fue un viaje largo y agotador, que Guy Semon describe como si se tratara de una campaña militar, llevada a cabo con audacia y determinación. En 2004 se le dieron dos años para «hacer el trabajo de la cosa», explica en un lenguaje directo y colorido. En Diciembre de 2006, lo había hecho. Segunda etapa: el V4 no sólo debía ser un golpe de marketing, sino que también debía ser una propuesta comercial sólida. ¿Era eso posible? Quince meses más pasaron antes de que»la cosa«se considere fiable. Al final de 2007 Guy Semon, que había estado trabajando como consultor hasta ese momento, se hizo oficialmente responsable de I + D y puesto a cargo de un equipo que hoy en día cuenta con»52 chicos». La siguiente parada, la industrialización.

V4 de Tag Heuer
V4 de Tag Heuer
RELOJERÍA 2014BASELWORLD - TODO Y SU OPUESTO

Pero detrás de la misión V4 había otra, una misión más importante aún, estaba emergiendo: posicionar la marca en su propia cumbre – la extremadamente y tecnológicamente innovadora Haute Horlogerie ofreciendo soluciones únicas a problemas únicos. «Fue el V4 y la determinación de que fuera lo que es, un éxito, lo que llevó a todo el resto», explica. ¿El resto? Se estaba refiriendo a varios logros históricos de TAG Heuer en términos de medir el tiempo, que se indica mecánicamente a 1/100 y luego a 1/1000 de segundo. La compañía también llevó a cabo dos escapes totalmente revolucionarias, el Pendulum y el Girder, de los que aún se están hablando hoy. El enfoque decididamente científico y matemático de Guy Semon, dirigiendo como una orquesta a los técnicos del laboratorio de investigación formado por «músicos» de todos los estilos, fue crucial para estas mejoras técnicas, que un relojero no tradicional, por muy dotado que estuviera, jamás podría haber imaginado.

«Lo que más me gusta de todo», admite, «es convertir una ecuación en dinero en efectivo.»

TAG Heuer, con un precio medio para la colección actual de 3.200 CHF, estuvo ausente de la rebanada más jugosa de las exportaciones Suizas, el 45% de las cuales representada por los relojes de precio superior a 10.000 CHF. ¿Qué íbamos a hacer? ¿Chaparlos en oro? ¿Añadir las mismas complicaciones tradicionales como todos los otros grandes fabricantes? No, el V4 estaba sobre la mesa, teníamos que hacer algo diferente, pero con los mismos ingredientes básicos: calidad, precisión, diseño."

Para celebrar el 10º cumpleaños del V4, se necesitaba algo especial. Así, burlándose de la ortodoxia de la relojería, Guy Semon se preguntó: ¿Por qué no conducir un tourbillon con una transmisión de correa? «¿Quién hubiera pensado en ello hace diez años? Hemos abierto un nuevo capítulo en la historia de la relojería».

«Estoy loco por mi trabajo», continúa. «Estoy locamente enamorado de la transmisión, en todos los sentidos del término.»

En Baselworld, por primera vez, se encontró con el nuevo Mr Big de la relojería en LVMH, Jean-Claude Biver. Otra gran personalidad. Los dos hombres parecen haber conseguido poner la casa en llamas. Es cierto que tienen mucho en común. Son terriblemente apasionados, diabólicamente inteligentes, francos, con encanto, amantes de los vinos finos, el paisaje y el aire libre. Y la relojería.

(Para más detalles técnicos acerca del V4 Tourbillon, vea el número anterior de Europa Star - ES2/14)

 EMBRAGUE ABSOLUTO

El reajuste de este año en la gama media y la baja general de los precios ha eclipsado un tanto las mejoras técnicas y estéticas propuestas por las marcas independientes que trabajan en la Haute Horlogerie. También se ha producido una reestructuración en varios órdenes; sólo el más consistente y dedicado permanecerá en el juego, en detrimento de los valores atípicos que hasta hace poco constituían el pan y la mantequilla de cualquier número de blogs de relojería.

Entre estas marcas, De Bethune se destaca claramente del resto como consecuencia de la profundidad de su obra relojera, así como la excepcional calidad de su estética, que combina con éxito los códigos de la relojería fina clásica con una modernidad innovadora e impecablemente ejecutada.

Lanzada rigurosamente en el dominio de los cronógrafos (el hecho de que esta sea una verdadera complicación, más compleja de lo que muchos otros consideran más «noble» a menudo se pasa por alto), De Bethune ha replanteado radicalmente las técnicas, así como la estética involucradas.

DB28 Maxichrono por De Bethune
DB28 Maxichrono por De Bethune

«El embrague absoluto opera en un sistema de participación de los dos métodos tradicionales de embrague para permitir que los diferentes contadores del cronógrafo funcionen de manera semi-autónoma»

Una mirada al DB28 Maxichrono es suficiente para entender que este es un cronógrafo de elegancia incomparable, cuya lectura es realmente insuperable. La hora se indica mediante agujas pulidas y caladas en acero oxidado negro, apuntando a los numerales negros en una fuente contemporánea. El tiempo transcurrido se indica mediante delgadas agujas azuladas a la llama que apuntan a números de una claridad ejemplar, inspirados por los cronómetros marinos.

Técnicamente hablando, la experiencia es doblemente impresionante. Estas cinco agujas centrales coaxiales exigieron una totalmente nueva técnica de construcción «ruedas apiladas con sus ejes de ajuste dentro de la otras precisaron de una destreza técnica real para ser logradas». Tampoco termina la hazaña aquí, ya que la mayor parte de la investigación relojera se centra en el sistema de embrague. Denis Flageollet explica: "El sistema de embrague absoluto por De Bethune tiene como objetivo mejorar el rendimiento de los cronógrafos corrigiendo los fallos identificados en los mecanismos actuales. Este mecanismo tiene la mayor parte de las ventajas de los sistemas de embrague horizontal y vertical mientras que elimina sus faltas. Por lo tanto, se beneficia de una marcada reducción en la fricción que afecta el movimiento tanto cuando el cronógrafo está en marcha como cuando funciona sin el cronógrafo comprometido. El embrague absoluto opera en un sistema de participación de los dos métodos tradicionales de embrague para permitir que los diferentes contadores del cronógrafo funcionen de manera semi-autónoma:

- Los segundos del cronógrafo se rigen por el nuevo sistema de embrague absoluto;

- El contador de minutos está controlado por un piñón de desplazamiento;

- El contador de horas se acopla mediante un embrague horizontal.

Hay tres tipos diferentes de embrague detrás de los tres sistemas semi-independientes controlados por tres ruedas de columnas que así gobiernan los diferentes contadores de cronógrafo del tiempo transcurrido".

DB29 Maxichrono Tourbillon por De Bethune
DB29 Maxichrono Tourbillon por De Bethune
DB Chronograph Mechanism
DB Chronograph Mechanism
DB29 Maxichrono Tourbillon (Fondo) por De Bethune
DB29 Maxichrono Tourbillon (Fondo) por De Bethune

Pero por encima de su rendimiento relojero, nuestra apuesta es que el DB28 Maxichrono, junto con su alter ego, el DB29 Maxichrono Tourbillon (un tourbillon técnicamente sofisticado, ya que está escondido en la parte de atrás del movimiento, cuya asombrosa arquitectura se revela mediante la apertura doble en la trasera de la caja con una bisagra invisible) que hará que marca haga historia del cronógrafo.

 ME QUIERE, NO ME QUIERE...

Para aquellos cuya fantasía es cosquilleada por las locuras mecánicas, había una parada obligatoria: Christophe Claret. El hombre que ha construido y producido 70 calibres diferentes en 25 años nunca se detiene a experimentar con la mecánica de la oportunidad y la feliz yuxtaposición, con campanas, timbres y gongs, mientras que vuelve a visitar los escapes más complejos. Recién salido de la presentación de su reloj Poker en Ginebra en Enero, aquí estaba de nuevo en Baselworld con dos nuevos calibres impresionantes, en su propio estilo inimitable.

Margot de Christophe Claret
Margot de Christophe Claret

El nuevo lanzamiento visualmente más impactante fue el Margot, una complicación romántica sin igual. Imagínese recoger los pétalos de una margarita, de la forma más aleatoria posible. «Me quiere, no me quiere... uno por uno, o de dos en dos, depende. Los doce pétalos de la flor central desaparecen ante sus ojos, como por arte de magia, acompañado por un sonido de suave tintineo (teóricamente son posibles 75 combinaciones). Del mismo modo, las inscripciones de catalogación de la medida de la devoción del amante desconocido aparecen en una ventana a las cuatro. Si usted debe terminar con «... no a todo» un botón discreto trae el mensaje de nuevo a «... locamente». Con sólo pulsar un botón diferente, los pétalos al instante vuelven a aparecer alrededor de la brillante corola central. ¡Impresionante!

En un plano estrictamente relojero, el ingenioso señor Claret ha dirigido su atención al escape de retén con otro reloj, el Maestoso. Se requirieron siete años de desarrollo para perfeccionar su escape de retén pivotante, cuyo origen se remonta a los cronómetros marinos, pero cuya debilidad radica - o por lo menos radicaba - en su sensibilidad a los impactos, particularmente a los choques laterales. Ellos pueden causar fácilmente que la rueda de escape quede atrapada, con el riesgo de ruptura, mientras que los choques pueden aumentar también la amplitud del volante, lo que lleva a un exceso de energía que acelera la rueda de escape.

Maestoso de Christophe Claret
Maestoso de Christophe Claret
RELOJERÍA 2014BASELWORLD - TODO Y SU OPUESTO

Desafortunadamente, es imposible explicar en detalle dentro de los límites de un artículo general como este, las soluciones mecánicas perfeccionadas por Christopher Claret. Vamos simplemente a observar que se han añadido dos sistemas distintos, se han añadido, a saber, una leva integral anti-pivotante para el muelle del volante y un fiable rodamiento flexible montado en la rueda y conectado al volante, que absorbe cualquier exceso de energía (en otras palabras, un original sistema de fuerza constante).

(Europa Star verá los diferentes tipos de mecanismos de escape en su próximo número, ES 4/14, que se publicará a finales de Agosto).

Estéticamente, el Maestoso, cuya profundidad de campo ofrece una vista incomparable del escape de retén y su funcionamiento, tiene inclinaciones «reales», con su estilo Luis XIV Grand Siècle y sus pilares y puentes esculpidos de inspiración Carlos X. «Châtelain» Christopher Claret (en el spot publicitario Margot recibió un disparo en frente del castillo que restaura), maestro de la Soleil d’Or Manufacture, no es mago de un solo truco.

 INSTANTANEAS DE DESPEDIDA

Desgraciadamente, no es posible informar acerca de todo lo que nos llamó la atención en Baselworld. Hay muchos otros relojeros, casas de diseño e iniciativas de las que nos hubiera gustado hablar. Sin embargo, vamos a seguir revisándolas en los próximos números. Después de todo, ¡la relojería es conocida por su visión a largo plazo!

Mientras tanto, les dejo con algunas instantáneas finales.

La Horological Academy of Independent Creators o AHCI
La Horological Academy of Independent Creators o AHCI

Fue muy gratificante ver el entusiasmo dinamismo y el espíritu de la curiosidad de los relojeros de la Académie des Horlogers Créateurs Indépendents, la Academia Relojera de Creadores Independientes o AHCI. En el centro de esta colmena metafórica de los relojeros de todo el mundo, cada uno de pie delante de su propia vitrina (¡eran los únicos relojeros que estaban de pié en Baselworld!), Conocí a Vincent Calabrese, con ganas de compartir su entusiasmo. Me tomó del brazo para mostrarme el increíble trabajo de sus colegas, yendo tan lejos como para guíame hacia el stand vecino de L’Epée, me insta a admirar la última Starfleet Machine diseñado por ellos para MB & F, en su afán casi olvidándose de su propio producto para esa marca, y que es el último productor especializado que queda de relojes de pared de alta gama en Suiza. (Lea el informe de Malcolm Lakin en este número)

Miss Avant-Garde de Alexander Shorokhoff
Miss Avant-Garde de Alexander Shorokhoff

Fue notable experimentar la energía del «outsider» Alexander Shorokhoff, un diseñador nacido en Rusia, que ha trabajado en Alemania durante los últimos treinta años, que ha puesto en sus relojes de inspiración constructivista. En el impresionante entorno del pabellón diseñado por Zaha Hadid y discretamente situado a pocos kilómetros de Baselworld en suelo Alemán, me dijo que no tenía miedo de probar lo inusual; me dijo que él ofrecía relojes que estaban un poco fuera de la corriente principal, demostrando su talento como grabador y diciéndome que espera poder poner en marcha su propio calibre pronto.

La relojería ciertamente ejerce una poderosa influencia sobre los que han caído bajo su hechizo.

También fue una delicia encontrarme con Michel Jordi, el abanderado de la Swissness, quien en 1986, hace casi treinta años, envió una serie de chicas jóvenes destacadas entre la multitud de la Basel Messe (como se conocía entonces Baselworld) empujando carretillas llenas de viejos relojes de pulsera: ellas hostigaron a los delegados para deshacerse de esas viejas reliquias a favor del Clip-Watch. Tres años más tarde se puso en marcha el «Swiss Etno», medio millón de los cuales fueron vendidos (a 395 CHF cada uno).

Jordi Swiss Icon de Michel Jordi
Jordi Swiss Icon de Michel Jordi
Icon of the World de Michel Jordi
Icon of the World de Michel Jordi

Él no ha perdido nada de su apetito, su vivacidad y su obsesión. A pesar de algunos baches en el camino, ha disfrutado de una serie de regresos exitosos. Asistió A Baselworld con su esposa, quien ha sido su lugarteniente a largo plazo, y su hijo. Juntos presentaron la colección Jordi Swiss Icon: unos relojes como piedras pulidas en una corriente Alpina, una esfera decorada con motivos tradicionales del arte popular del papel recortado, en una amplia gama de estilos, desde el reloj simple a un cronógrafo automático. La colección se está posicionando como lujo asequible.

Más arriba en la gama encontramos complicaciones reunidas bajo la etiqueta Icon of the World: modelos de barriletes gemelos con función de alarma. Una ventana a las 10 horas revela paisajes, horizontes y lugares de todo el mundo contra un disco pintado con los colores del cielo, que marca la transición del día a la noche.

Ah, las alegrías de la relojería!

Fuente: Europa Star Magazine Junio - Julio del 2014